Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Último esfuerzo de los candidatos para llegar a Ajuria Enea

Ante miles de simpatizantes, el candidato a la reelección ha señalado que Euskadi "necesita la paz", y ha considerado que su obligación "como padre" es entregarles a sus hijas una sociedad en paz. El lehendakari ha asegurado que "ETA asesina a los hijos de este pueblo" por lo que, ha remarcado, "atenta contra el propio pueblo", y ha añadido que "hay que intentar una y mil veces" lograr la paz y "hablar con todos", incluida la izquierda abertzale "esté o no en el Parlamento vasco".
Ha añadido que "las cosas que nos afectan a nosotros se deben decidir aquí", porque las Instituciones vascas, "mandadas desde Vitoria y no desde Madrid", son "el mejor instrumento para seguir escribiendo nuestro futuro y construyendo nuestra historia", ha enfatizado. Así, ha censurado a aquellos que "vienen aquí a criticar nuestra gestión y decirnos que estamos haciendo las cosas mal".
El candidato del PSE-EE, Patxi López, se ha mostrado convencido de que será lehendakari para "aunar y sumar" y ha subrayado que no va a gobernar "con un PP que sólo sabe hacer antinacionalismo y antisocialismo" ni con un PNV que "pretende imponer su modelo de país". Entre gritos de "ari ari ari, Patxi lehendakari", López ha insistido en que gobernará "sin hipotecas y con paso firme para aunar y sumar" y ha considerado que el empate técnico en escaños que las encuestas otorgan al PSE y al PNV "lo vamos a dejar atrás por mucho".
"Seré lehendakari de todos para seguir invirtiendo en un proyecto que se llama Euskadi y que merece la pena, un proyecto de más bienestar y de felicidad". "Me niego a dividir Euskadi entre nacionalistas y no nacionalistas" porque el País Vasco "es la suma de todos", "un país sin muros" y la diversidad "es nuestra mayor fuerza", ha manifestado.
Por su parte, Basagoiti ha insistido en su mensaje de campaña, reiterando que "el PP es la clave del cambio y lo más importante de las elecciones, porque sólo habrá cambio si sumamos y si condicionamos al PSE". Además, ha dirigido un mensaje a ETA. "Vamos a ganarles, les vamos a echar de las 'herriko tabernas', de lo pueblos, de las concejalías, de los ayuntamientos y de las calles hasta conseguir vivir en paz y que la gente pueda votar en libertad lo que le de la gana", ha reivindicado.
El coordinador general de Ezker Batua, Javier Madrazo, ha reclamado el voto a los trabajadores vascos para "castigar en las urnas a los responsables de la crisis" y porque "el voto que duele a la patronal es el voto a EB".
En el acto de cierre de campaña en Bilbabo, ha asegurado que su formación no permitirá que los trabajadores "paguen los platos rotos de la avaricia y la codicia de la banca y de la patronal" y ha agregado que "los culpables de la crisis también tiene que pagar las consecuencias en las urnas".
Madrazo ha conminado al "rojerío" del País Vasco a votar "unido y sin miedo" este domingo y ha dicho que "si los americanos han colocado a un negro en la Casa Blanca, llegará un día en que los vascos coloquen un lehendakari rojo en Ajuria Enea".
 
 
El País Vasco "es la suma de todos"
El PP la "clave del cambio"
El PP ha sido el primer partido en cerrar la campaña vasca con una comida mitin a la que ha acudido su presidente, Mariano Rajoy, que después se ha trasladado a Galicia para acompañar a Nuñez Feijóo. Allí, el líder popular ha señalado que el que vota al PP "sabe que vota por España, por el País Vasco, por el Estatuto, la Constitución, la derrota de ETA y contra la crisis", ha afirmado.
"Un rojo" en Ajuria Enea