Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Uribe aún no se pronuncia y políticos ven "lamentable" la ruptura con Venezuela

"Es lamentable" que esta ruptura se produzca ahora "cuando precisamente el cambio de Gobierno (en Colombia) podía llevarnos a ser optimistas de que habría una nueva etapa en las relaciones de los dos países", comentó el ex mandatario colombiano Ernesto Samper. EFE/Archivotelecinco.es
Varios políticos colombianos coincidieron hoy en tildar de "lamentable" la decisión del presidente venezolano, Hugo Chávez, de romper relaciones con Colombia, mientras el Gobierno de Álvaro Uribe todavía no se ha pronunciado al respecto.
"Es lamentable" que esta ruptura se produzca ahora "cuando precisamente el cambio de Gobierno (en Colombia) podía llevarnos a ser optimistas de que habría una nueva etapa en las relaciones de los dos países", comentó el ex mandatario colombiano Ernesto Samper (1994-1998).
Según Samper, desde "hace muchos años" están "rotos" los canales diplomáticos que hubieran permitido manejar de otra forma las denuncias presentadas hoy por Colombia ante la Organización de Estados Americanos (OEA) sobre la presencia de jefes guerrilleros en Venezuela y que derivaron en la ruptura anunciada por Chávez.
Chávez hizo el anuncio en Caracas ante las cámaras, acompañado del astro del fútbol Diego Armando Maradona, y mientras en Washington el Consejo Permanente de la OEA concluía la sesión extraordinaria solicitada por Colombia.
"No nos queda, por dignidad, sino romper totalmente las relaciones diplomáticas con la hermana Colombia y eso me produce una lágrima en el corazón. Espero que se imponga la racionalidad en la Colombia que piensa", dijo Chávez.
Guillermo Fernández de Soto, que fue canciller en el Gobierno de Andrés Pastrana (1998-2002), advirtió que "se le complica la situación" al nuevo Ejecutivo que encabezará el presidente electo colombiano, Juan Manuel Santos, a partir del próximo 7 de agosto.
La también ex canciller y ex embajadora en España María Emma Mejía dijo que es un "hecho sin antecedentes que dificultará mucho más al nuevo Gobierno normalizar esas relaciones".
La decisión de Chávez "no es el mejor anuncio" para Colombia, admitió Mejía, que fue canciller con Samper entre 1996 y 1998, al indicar que el tema de la gira que inició este miércoles Santos por varios países de Latinoamérica "va a ser el de la ruptura de esas relaciones".
Mientras Santos está hoy en México en el marco de esa gira, el canciller colombiano, Jaime Bermúdez, se encuentra en Lima en una reunión de la Comunidad Andina (CAN), y Uribe, que siguió atentamente desde Bogotá la sesión de la OEA, todavía no ha comentado la decisión del mandatario venezolano.
Chávez, que acusó hoy a Uribe de sentir "odio hacia Venezuela", insistió en que confía en que Santos, a pesar de las diferencias ideológicas, tenga un talante constructivo y de respeto que permita reuniones conciliatorias una vez que haya asumido el cargo.
Indicó que esas reuniones podrían ser inicialmente entre funcionarios o cancilleres de manera que en un plazo relativamente corto pudiesen restablecerse las relaciones.
Las relaciones colombo-venezolanas atraviesan por la más aguda crisis de su historia desde que la semana pasada el Gobierno colombiano adelantó las denuncias presentadas hoy, aunque en realidad estaban "congeladas" desde hace un año por decisión de Chávez.