Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Urkullu reprocha a Rajoy que haya eludido la "responsabilidad" y se haya "autodescartado" para formar Gobierno

Invita al PP a preguntarse "por qué nadie quiere pactar con ellos" y confía en que el nuevo Ejecutivo "dé un giro constructivo"
El lehendakari, Iñigo Urkullu, ha destacado que ha sido el propio Mariano Rajoy el que "ha declinado la responsabilidad" y se ha "autodescartado" para conformar un nuevo Gobierno. Además, tras invitar al PP a preguntarse "por qué nadie quiere" pactar con ellos, ha confiado en que el nuevo Ejecutivo central "dé un giro constructivo" y abra las puertas al "consenso".
Urkullu ha respondido este viernes, en el pleno de control que celebra el Parlamento vasco, a una pregunta del PP sobre su posición respecto a las negociaciones para la formación de un nuevo Gobierno en España.
La parlamentaria del Partido Popular Nerea Llanos ha asegurado que el lehendakari está "interesado" en la creación de un Ejecutivo formado por el PSOE y Podemos. Todo ello, pese a que esa fórmula llevaría, en su opinión, a la "desconfianza y descrédito" de todo el Estado español.
El lehendakari ha recordado a Llanos que nunca se ha pronunciado sobre cuál debería ser la composición del nuevo Ejecutivo, sino que se ha limitado a mostrar su deseo de que el nuevo presidente y su equipo tengan "voluntad de diálogo y acuerdo" con el resto de partidos e instituciones.
Urkullu ha denunciado que ha sido precisamente esto "lo que ha faltado al PP". El lehendakari, en respuesta a las apelaciones a la estabilidad realizadas desde el Partido Popular, ha advertido de que la mera "aritmética parlamentaria" no garantiza una acción de gobierno estable.
Como ejemplo, ha citado la recién concluida legislatura, en la que pese a la mayoría absoluta del PP, el gabinete de Mariano Rajoy "no ha generado estabilidad". El lehendakari ha recordado que la actuación de Rajoy en la tramitación de leyes como la Lomce, el nuevo copago farmacéutico, la 'ley mordaza' o la reforma laboral -todas ellas aprobadas con una fuerte contestación social y con el rechazo de la mayoría de la oposición- "no genera estabilidad".
"ROMPER PUENTES"
El presidente del Gobierno autonómico ha añadido que "tampoco genera estabilidad romper puentes y cerrar el espacio de colaboración institucional con el Gobierno y el Parlamento vasco", tal y como, a su juicio, ha hecho el gabinete de Mariano Rajoy.
Además, ha recordado que han sido el propio PP y el presidente en funciones quienes "han declinado la responsabilidad de tratar de conformar un nuevo Gobierno", en referencia al rechazo de Rajoy a aceptar la propuesta inicial del Rey para que liderase las negociaciones para formar un nuevo Ejecutivo. "Se han autodescartado. ¿Qué han hecho desde las elecciones generales para atraer a otras formaciones y dotar al Estado de estabilidad?", ha preguntado al Partido Popular.
"Nada ha cambiado en el PP que conocemos", ha manifestado, tras lo que ha invitado a los dirigentes de ese partido a preguntarse "por qué hoy nadie quiere compartir proyecto" con esa formación.
CAMBIO "RADICAL"
Urkullu, sin citar siglas concretas, ha mostrado su esperanza de que el nuevo Ejecutivo que pueda formarse muestre "una actitud radicalmente contraria" a la mantenida por el gabinete de Rajoy. El lehendakari ha confiado en que el futuro Gobierno "tienda puentes" e impulse unas políticas públicas "que atiendan a las necesidades de la sociedad y de la economía real".
El presidente del Ejecutivo autonómico ha considerado necesario que el nuevo Gobierno dé "un giro constructivo de 180 grados" respecto al actual gabinete. Además, ha reiterado su deseo que el futuro presidente y su equipo "respeten el carácter plurinacional del Estado, apuesten por la paz y la convivencia y contribuyan a la actualización del autogobierno vasco recuperando el espíritu de pacto".