Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Urkullu homenajea a los 15 ertzainas asesinados por ETA "crónica negra de lo no debe volver a ocurrir jamás"

Afirma que la Ertzaintza ha servido para que la recuperación de la convivencia en paz y la seguridad "sean una realidad viva"
El lehendakari, Iñigo Urkullu, ha presidido este domingo en Vitoria el acto de homenaje a los agentes de la Ertzaintza fallecidos en acto de servicio y de entrega de condecoraciones al reconocimiento de la labor policial, donde ha recordado a los 15 ertzainas asesinados por ETA. "Son personas señaladas como objetivos. Ésta es la radiografía dolorosa, la crónica negra de lo que ocurrió y no debe volver a ocurrir jamás", ha afirmado.
En el acto, celebrado en la Academia Vasca de Policía y Emergencias de Arkaute, y al que ha asistido la consejera de Seguridad, Estefanía Beltran de Heredia, Urkullu ha señalado que "éste es un día especial de recuerdo, homenaje y agradecimiento. Este año, nuestro recuerdo y homenaje se enmarca en el informe sobre la injusticia padecida por el colectivo de ertzainas y sus familias a consecuencia de la amenaza de ETA".
Según ha destacado, "este informe nos ha permitido conocer mejor y con mayor intensidad la amenaza que sufrió todo el colectivo y sus familias, el hostigamiento al que les sometió ETA y su entorno; ahondar en la experiencia vivida y en los aspectos subjetivos, personales, intransferibles, del sufrimiento padecido; y tomar conciencia de la vulneración de derechos a la que fueron sometidos por el simple hecho de ejercer esta profesión de servicio público".
En este sentido, ha manifestado que los testimonios aportados, "voluntaria y generosamente, por agentes y familiares son elocuentes". "Transmiten recuerdos y sentimientos vividos en primera persona, que permanecen a flor de piel; reflejan las heridas personales que les produjo la coacción y el acoso continuado; y sobre todo, ponen en valor el aspecto vocacional de esta profesión, la entereza y firmeza con que decidieron seguir siendo ertzainas, servidores públicos de seguridad", ha resaltado.
A pesar de las dificultades, los 80 años de la Ertzaintza y los 34 años de despliegue y consolidación, han servido para que, hoy, la recuperación de la convivencia en paz y la seguridad "sean una realidad viva", ha indicado, para considerar "justo que reconozcamos la aportación de la Ertzaintza".
Para el jefe del Ejecutivo vasco, la Policía autonómica "ha sido y sigue siendo nuestro activo más importante en la lucha contra el delito, la violencia y el terrorismo, y ha sido y sigue siendo el pilar básico del servicio de seguridad pública de Euskadi".
"Hoy es un día de recuerdo, homenaje y agradecimiento a quienes fueron asesinados por ETA. También a quienes fallecieron en acto de servicio. Un día para recordar con las personas que les conocisteis, familiares, compañeras y compañeros de profesión. Un día para agradecer y compartir el legado que nos dejaron, que forma parte de esta institución. Han sido y son un ejemplo", ha aseverado.
En este punto, ha dicho que este "ejemplo" encuentra su reflejo en los agentes que este domingo han recibido la condecoración de la Ertzaintza, un reconocimiento "profesional y personal".
"Dais continuidad a unos valores, un compromiso y un legado que se inició hace 80 años y nos enorgullece como país. Continuidad a una institución querida y valorada gracias a vuestro sacrificio y entrega diaria", les ha indicado.