Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

De la Vega insiste en que el "relevo" de agentes de Cuba es algo "normal"

La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, ha insistido hoy en que el "relevo" de agentes del Centro Nacional de Inteligencia (CNI) que ha habido en Cuba forma parte del "funcionamiento normal" de esta institución.
De la Vega, en la rueda posterior al Consejo de Ministros, ha restado importancia al incidente de los agentes secretos a los que el régimen castrista invitó a salir de la isla porque, supuestamente, no avisaron de su misión de investigar a miembros vinculados a ETA que residen en la isla.
"Los relevos que se han producido en el ámbito del CNI en Cuba son relevos que forman parte del funcionamiento normal de la institución", ha explicado De la Vega.
Como ya dijera ayer, jueves, en Sarajevo el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, De la Vega ha asegurado que este hecho no ha afectado a las relaciones bilaterales con Cuba, que "siguen siendo positivas, de trabajo y razonables".
La vicepresidenta no ha querido dar detalles sobre si los agentes secretos involucrados en este caso permanecen en la isla o han regresado a Madrid.
"Los relevos se producen de acuerdo a las normas del centro", ha reiterado.
De la Vega se ha limitado a dejar claro que el diálogo "crítico y constructivo" que preside la nueva etapa en las relaciones con el régimen castrista "no se ha visto en absoluto afectado para nada en una situación que es de actuación del CNI, pero que corresponde a su funcionamiento interno".
La prueba de que la relación discurre dentro de la "absoluta normalidad", ha añadido, es la entrevista que Moratinos mantuvo con su colega cubano, el pasado día 12, en el marco de una reunión de la UE y países latinoamericanos.
Ésta fue la primera reunión entre ambos desde que el canciller asumió el cargo del destituido Felipe Pérez Roque el pasado mes de marzo.
"Así que no hay ninguna cosa", concluyó De la Vega.