Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Villacís muestra su preocupación por usar "fondos públicos para propaganda etarra" como en los títeres

La portavoz municipal de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Madrid, Begoña Villacís, ha mostrado este sábado su preocupación por que "se estén utilizando los fondos públicos para propaganda etarra" en actuaciones como los títeres de Carnaval de este viernes que mostraron un cartel de 'Gora Alka-ETA', y ha agregado que buscaban "adoctrinar a los niños".
"Algunos pretendemos dignificar la memoria de las víctimas (...) y sin embargo otros alientan o subvencionan o deciden dar partidas presupuestarias a personas que utilizan un guiñol para adoctrinar a niños. El público de esa actuación, al igual que el de los Reyes Magos, eran niños", ha señalado Villacís, si bien ha afirmado que "no es comparable" con la polémica de la Cabalgata que era "una cuestión estética".
"Unos niños no tienen por qué ver cómo se ensalzaba a la banda terrorista ETA, ni tienen que ver cómo violan a una bruja, eso no es aceptable", ha señalado la portavoz municipal de Ciudadanos.
Los dos miembros de la compañía Títeres desde Abajo representaban en Tetuán la obra 'La bruja y don Cristóbal' en la tarde del viernes, en la que mostraron el ahorcamiento de un juez, el apuñalamiento de una monja, y un cartel de 'Gora Alka-ETA'. Los padres asistentes avisaron a la Policía, que detuvo a ambos titiriteros. Al ser acusados de un delito de enaltecimiento del terrorismo, declararán este sábado ante el juez de guardia de la Audiencia Nacional.
"MÁS QUE UN GOBIERNO DE TRANSPARENCIA ES DE OPACIDAD"
Villacís ha criticado el sistema de contratación de la compañía Títeres desde Abajo, la responsable de la función. "Nos dicen que no habían visionado los contenidos, ni siquiera han revisado los folletos. En los carteles aparece clarísimamente lo que van a venir a exponer delante de los niños", ha subrayado.
"Si no han visionado eso me pregunto por qué han concedido esa subvención o ese presupuesto a un grupo del que ni siquiera saben el contenido de su trabajo. Me pregunto si lo hacen por contenidos, si lo hacen por personas o si lo hacen a dedo", ha inquirido la concejal de Ciudadanos, preguntándose si se habrá acometido el contrato "como con la Memoria Histórica, por 17.999 euros".
Villacís, que ha aseverado que el Ayuntamiento no tiene un "gobierno de cambio y de transparencia" sino de "opacidad", ha pedido la dimisión de la concejal responsable del área, Celia Mayer, y del director de contenidos de Madrid Destino, Santiago Eraso. "No vamos a perdonarles ni una más, es el momento en el que tienen que asumir responsabilidades", ha declarado.
UN MADRID A DOS VELOCIDADES
Villacís se ha comprometido a que su formación va a tratar de frenar al Gobierno municipal de "este desvarío ideológico en el que han entrado", afirmando que "han entrado en barrena".
En este sentido, ha apuntado que el incidente con los títeres "no es un desatino, es un desatino más", que ha creado un "Madrid a dos velocidades": "Una velocidad más rápida para asuntos destinados a dividir y crear enfrentamientos artificiales, y la lenta para arreglar los verdaderos problemas de los madrileños".
Así, ha criticado que en el Consistorio se esté empleando el tiempo "a abrir debates que antes no existían", mientras "no se toman en serio cuestiones como Wanda, la Operación Chamartín o la Operación Canalejas".