Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El líder abertzale Diez Usabiaga, entre los presos que sólo secundan la huelga de comedor pero comen del economato

El histórico líder de la izquierda abertzale y ex secretario general de LAB, Rafael Díaz Usabiaga, interno en la cárcel cántabra de El Dueso, es uno de los presos de la banda que ha decidido secundar la huelga de hambre en apoyo del secuestrador de Ortega Lara, pero sólo parcialmente. Aunque se ha declarado en huelga de hambre de la comida que dispensa el centro, se sigue alimentando de los productos adquiridos en el economato de la prisión, según ha podido saber Europa Press.
Según los datos del Colectivo de Presos de ETA, los dos único internos de la banda en este penal son Usabiaga y el expárroco de Salvatierra Ismael Arrieta Pérez de Mendiola, quien también se ha sumado a esta 'huelga de comedor'. De este modo exigen la excarcelación del etarra Josu Uribetxebarria, enfermo de cáncer con metástasis en el marco de una campaña secundada por decenas de etarras en las cárceles españolas.
Las fuentes consultadas indican que ambos llevan en huelga desde que comenzó el movimiento, negándose a acudir al comedor, pero comiendo en su celda los alimentos que compran en el economato de la prisión. Desde el Ministerio del Interior han indicado estos días que dentro del número de internos terroristas que se han declarado en huelga de hambre, hay muchos casos que sólo mantienen su protesta durante 24 horas o que no dejan de comer recurriendo al economato.
Díez Usabiaga, referente de la izquierda abertzale e histórico dirigente del sindicato LAB, fue condenado a 10 años de prisión por la Audiencia Nacional junto al ex portavoz de Batasuna Arnaldo Otegi por ejercer como "dirigente de ETA" al tratar de reconstruir la ilegal Batasuna a través del proyecto 'Bateragune'. Posteriormente el Tribunal Supremo le redujo la pena a seis años y medio.
Por su parte, Arrieta Pérez de Mendiola fue condenado en 2003 por colaborar con el 'comando Araba', dirigido por el histórico etarra Ignacio Aracama Mendía, alias 'Makario', en el asesinato de tres guardias civiles el 4 de octubre de 1980 en Salvatierra (Álava). Éste era el párroco de dicho municipio y fue condenado por dar información al comando etarra sobre la localización de los guardias civiles para facilitar el atentado.
Precisamente, el propio 'Makario' se encuentra recluido en la cárcel de Sevilla II donde se dieron los primeros 13 casos de etarras en huelga de hambre la semana pasada.