Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El primero de los cuatro destructores estadounidenses llegará a la Base de Rota el 11 de febrero

El primero de los cuatro destructores estadounidenses que se desplegarán en la Base Naval de Rota (Cádiz) como parte del escudo antimisiles de la OTAN llegará a la base el 11 de febrero, según ha confirmado este jueves el almirante jefe del Estado Mayor de la Armada (Ajema), Jaime Muñoz-Delgado, en un encuentro con los medios de comunicación.
De acuerdo a los plazos previstos para los tres restantes destructores estadounidenses, el segundo llegará a la Base de Rota en junio; mientras que el escudo antimisiles se completará en 2015 con los otros dos.
El acuerdo entre España y Estados Unidos para el establecimiento de los cuatro destructores de la Marina estadounidense y sus tripulantes para contribuir a la defensa contra misiles balísticos de la Alianza Atlántica entró en vigor el pasado mes de junio e implica las idas necesarias para las operaciones, administración, mantenimiento, comunicaciones, abastecimiento y almacenamiento de material y servicios de apoyo para una estación naval, incluida una unidad de tierra, mar y aire, un escuadrón de patrulla marítima, escuadrón de reconocimiento aéreo de la flota y destacamento de aeronaves basadas en porta-aeronaves para estacionamiento temporal.
Del mismo modo, incluye terminal de transporte aéreo militar, despliegue y tránsito de aeronaves de EEUU, atracaderos y fondeaderos y apoyo logístico de la flota, batallón de construcciones, estación naval de comunicaciones, compañía de fuerzas de seguridad, unidad de investigación criminal, destacamento para una terminal de correo aéreo, mando de gestión de los contratos de defensa y una instalación de información para vigilancia oceánica de la flota.
De acuerdo al mismo, también se incluye un depósito naval de combustibles, depósito de almacenamiento y estación meteorológica, así como las instalaciones que permitan el estacionamiento permanente de los cuatro buques y sus tripulaciones en la base.