Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un dirigente socialista pide al PSOE el mismo empeño en buscar soluciones a la crisis que en hablar del 'caso Bárcenas'

El vicesecretario de Comunicación del PSPV-PSOE y miembro del Comité Federal del partido, Francesc Romeu, ha pedido este viernes al resto de la organización socialista que a partir de ahora dedique como mínimo la misma energía y el mismo esfuerzo a idear soluciones para crear empleo y salir de la crisis que los empeñados en hablar del 'caso Bárcenas' y el resto de escándalos de corrupción que afectan al PP.
El dirigente socialista, que ha presentado en la Librería Diagonal de Segovia su libro 'Hasta aquí hemos llegado. Propuestas para cambiar la realidad', ha analizado la última encuesta publicada esta semana por el diario 'El País', que revela que por primera vez en esta legislatura el PSOE tiene una ligera ventaja sobre el partido del Gobierno en estimación de voto.
Romeu ha señalado que "es indudable que los ciudadanos castigan y van a castigar los múltiples casos de corrupción que salpican al Ejecutivo de Mariano Rajoy", si bien ha advertido de que los socialistas harán una interpretación equivocada de los sondeos si piensan que sólo hablando de los escándalos podrán obtener la confianza de los españoles.
"Si los ciudadanos no nos ven como una herramienta útil para crear empleo y salir de la crisis, jamás aglutinaremos la mayoría social necesaria para ganar las elecciones", ha aseverado.
Según ha recordado, la encuesta publicada por este domingo concluía que la intención de voto para el PSOE es del 30,5 por ciento, mientras que el PP alcanza el 30,1 por ciento. Esta ventaja, para el vicesecretario socialista, puede convertirse en un "espejismo" si su partido no articula un discurso que tenga en la gente y sus problemas su eje principal.
"Bárcenas, y con él Rajoy y todo el Partido Popular, ya ha sido juzgado y condenado políticamente por la opinión pública y el PSOE ha jugado un papel fundamental en ello. Por esa razón ahora tenemos que dedicar todo nuestro esfuerzo en poner en marcha un programa de Gobierno creíble con la creación de puestos de trabajo como motor principal de toda nuestra acción política", ha subrayado.
Según ha apuntado, la Conferencia Política que el PSOE celebrará en noviembre, en la que él aportará las conclusiones de su libro, "es la ocasión ineludible para presentar a los españoles un debate de ideas serio, comprometido y viable que tenga en la mejora de la economía su principal cimiento.
En su opinión, esto no quiere decir que haya que dejar de denunciar los casos de corrupción allá donde se produzcan. "Haremos un mal servicio a nuestro país si descuidamos nuestra tarea primordial como partido referente del centro-izquierda", ha considerado.
Romeu ha concluido que los socialistas españoles no pueden dejar de lado su responsabilidad, que según ha resaltado "no es otra que concebir y llevar a la práctica aquellas políticas que permitan que todo el sistema productivo sirva para crear la prosperidad necesaria para sostener en el siglo XXI la mejor y mayor aportación que la socialdemocracia que representa el PSOE ha hecho en la historia: el estado del bienestar".