Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los eurodiputados de UPyD vuelven a dividirse en la votación a la nueva Comisión de Juncker

Rosa Díez aclara que no habrá sanciones porque "una cosa es que el portavoz no hable en nombre del partido y otra la libertad de voto"
Los eurodiputados de Unión, Progreso y Democracia (UPyD) han vuelto a dividirse este miércoles en la votación a la nueva Comisión Europea igual que ya hicieran el pasado mes de julio en la sesión que dio el visto bueno al conservador luxemburgués Jean-Claude Juncker como presidente.
En la sesión de la Eurocámara que ha aprobado el nuevo equipo de Juncker, la recién nombrada portavoz de UPyD, Maite Pagazaurtundua, y su compañera Beatriz Becerra han optado por la abstención; mientras que el eurodiputado Fernando Maura ha decidido votar a favor.
Esta división en el seno del partido llega después de la polémica de los últimos meses por el artículo de Francisco Sosa Wagner con acusaciones a la dirección de la formación y pidiendo un pacto con Ciudadanos. Esto derivó en la destitución de Sosa Wagner como portavoz y su posterior decisión de dejar el escaño, del que aún no ha tomado posesión el que será su sucesor, Enrique Calvet.
Sosa Wagner y Maura, quien le mostró su apoyo públicamente en su disputa con el partido, ya decidieron apartarse de la línea oficial marcada por la dirección de la formación en la votación a Juncker del pasado mes de julio.
Entonces, UPyD decidió no apoyar al luxemburgués como presidente de la Comisión al no advertir un "impulso europeísta suficiente ni la adecuada voluntad de cambiar las negativas políticas de miope austeridad por otras que favorezcan el crecimiento económico y garanticen la igualdad de los ciudadanos". Pese a ello, Sosa Wagner y Maura votaron a favor mientras que Pagazaurtundua y Becerra también se abstuvieron.
Esta brecha se ha reproducido este miércoles en la votación de la Comisión. Sin embargo, la portavoz nacional y líder de la formación, Rosa Díez, ha aclarado a Europa Press que el partido no adoptará ninguna medida disciplinaria. "Una cosa es que el portavoz no hable en nombre del partido y otra muy diferente que los diputados tienen libertad de voto", ha aclarado.
FALTA DE COMPROMISO FRENTE A UN APOYO CRÍTICO
Pagazaurtundua ha defendido la decisión de no apoyar la propuesta del Colegio de Comisarios presentada por Jean Claude Juncker porque considera que hay algún comisario "falto de compromiso con los valores europeos, otros cuya capacidad y talento son cuanto menos cuestionables, y algún comisario con conflictos de intereses no bien resueltos".
"Europa, con 23 millones de parados, con una juventud con empleos precarios o directamente en el paro, y con tantos y tan importantes retos de futuro, nos exige la máxima responsabilidad", ha justificado.
Por su parte, Maura ha defendido su posición a favor alegando que se trata de "un voto crítico" ya que, "a pesar de no ser la mejor de las comisiones", considera que "es la única que puede sacar adelante el proyecto de Europa que esta encallado después de la Comisión Barroso".