Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una exposición y una película inédita recuerdan el 75 aniversario de la primera victoria republicana de la Guerra Civil

Una exposición fotográfica, la exhibición de una película de Cartier Bressons y una visita guiada por las trincheras recordarán desde este viernes el 75 aniversario de la Batalla de Quinto en la Guerra Civil española, en la que la contraofensiva republicana obtuvo su primera victoria, al mando del general Walter y con participación decisiva de los Brigadas Internaciones.
Este lunes se han cumplido exactamente 75 años desde que las tropas republicanas conquistaban las posiciones fortificadas de Quinto de Ebro, a 40 kilómetros de Zaragoza, en su intento de avanzar hasta la capital. Durante los tres días que duró la batalla murieron más de 800 hombres y hubo que evacuar a toda la población civil.
El organizador de los actos, Miguel Pérez Subías, ha explicado que la novedad residen en que es "la primera vez que el pueblo de Quinto aborda de forma abierta unos hechos que cambiaron de forma dramática la historia" del municipio, en los años treinta contaba con una fábrica de cemento y otra de regaliz que eran el motor de la comarca y, una vez comenzada la guerra. se "destruyó todo".
Las fotografías en cuestión provienen de las Brigadas Internacionales que operaban durante la guerra y que, con ello intentarán "narrar la vida en el frente" de la mano de Agustí Centelles, que acompañaba al ejército republicano, y Manuel Coyne y Albert Luis Deschamps, que acompañaban al nacional.
En cuanto a la película de Cartier Bressons, se trata de una cinta rodada en Quinto en 1937 que fue descubierta en 2011. Narra la vida cotidiana en el seno de las Brigadas Internacionales.
Por último, para este sábado se ha organizado una visita guiada a las trincheras y fortificaciones donde tuvo lugar la batalla y donde aún quedan abundantes restos de la época.