Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El expresidente de Abengoa dice que se apartó a su antecesor Benjumea por presiones de la banca

El sucesor de Felipe Benjumea en la presidencia de Abengoa, José Domínguez, ha asegurado este jueves en la Audiencia Nacional que su antecesor fue apartado de su puesto al frente de la multinacional, a consecuencia de las presiones ejercidas por la banca y, en concreto, por el Santander, han informado a Europa Press fuentes jurídicas.
Domínguez, que ha declarado como testigo ante la juez Carmen Lamela que investiga las elevadas retribuciones otorgadas a Benjumea y su exconsejero delegado Manuel Sánchez Ortega poco antes de que la compañía presentara el preconcurso de acreedores, ha indicado que la compañía aprobó su retirada debido a que en aquel momento, en septiembre de 2015, la firma negociaba una ampliación de capital y una línea de crédito.
El fiscal José Perals pidió la ronda de testificales después de que el nuevo presidente de la empresa de energías renovables, Antonio Fornielles, explicara que la multinacional pagó a su antecesor 4,48 millones en concepto de indemnización por cese anticipado y pacto de no competencia postcontractual y otros 7 millones por bonificación por permanencia que tenía reconocida en su contrato con la sociedad. Además, se le pagaron casi 4 millones adicionales detectados en las cuentas del ejercicio de 2014 que la empresa comunicó a la CNMV el pasado mes de abril.
El Ministerio Público considera que Abengoa amplió su capital para afrontar sus deudas y el Consejo de Administración decidió el 23 de septiembre de 2015 "aparentar la marcha" de Benjumea de la sociedad, quedándose bajo la denominación de "asesor" del Consejo y cobrando un sueldo "idéntico" al que venía recibiendo como consejero.
Benjumea recibió el pago pese a ser consciente de la "mala situación" de la sociedad, que en noviembre de 2015 pidió el preconcurso de acreedores. Los mismos miembros del Consejo de Administración acordaron el 15 de junio de 2015 las condiciones económicas y el cese de Sánchez Ortega, a quien se le contrató por el plazo de un mes de en calidad de asesor antes de pasarle el testigo a Santiago Seage, quien también ha prestado declaración.
Más de un centenar de bonistas y accionistas, entre minoristas y empresas, se han personado en el marco de esta causa tras haber invertido un total de ocho millones en la compañía, poco antes de que ésta solicitara en un juzgado mercantil de Sevilla el preconcurso oficial de acreedores.
Las denuncias se canalizan a través de la Plataforma de Perjudicados por Abengoa, que tiene habilitada la web 'www.perjudicadosabengoa.es'. Los abogados de esta organización precursora de la querella contra Benjumea son Felipe Izquierdo (Izquierdo Asociados) y Eliseo M. Martínez (Ius+Aequitas Abogados).