Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un alto funcionario de Hacienda confirma que confeccionaba el IRPF de la Infanta

Afirma que lo hacía como "un compromiso personal": "Le ayudaba como si puedo ayudar al portero o a la amiga de mi hijo"
Federico Rubio, adjunto a la Dirección General de Tributos --dependiente del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas--, ha confirmado durante su declaración en el juicio del caso Nóos que desde principios de los años noventa hasta 2010 se encargó de confeccionar las declaraciones del IRPF y de Patrimonio de la Infanta Cristina, mientras que realizó la misma función con Iñaki Urdangarin entre 1997 y 2001.
Tal y como ha puesto de manifiesto en su comparecencia como testigo, Rubio ha manifestado que si efectuaba esta labor se debía a un "compromiso personal" suyo, recalcando que "nunca se me remuneró por ello". "Les ayudaba, como si puedo ayudar al portero o a la amiga de mi hijo", ha incidido Rubio.
El nombre de Rubio ha trascendido en varias ocasiones durante los primeros meses del juicio. Urdangarin manifestó durante su declaración que el IRPF de la Infanta lo elaboraba Rubio, asesor que "venía por parte de la Casa del Rey" y quien, según manifestó por su parte el exsocio de Urdangarin, Diego Torres, era la persona que desde la Agencia Tributaria supervisaba periódicamente las actividades del Instituto Nóos.
Torres se refirió asimismo a Rubio como el funcionario que en su día recomendó a Don Juan de Borbón "dejarle la herencia en Suiza al Rey don Juan Carlos" para abonar menos impuestos.
(HABRÁ AMPLIACIÓN)