Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los funcionarios de justicia reciben a las autoridades entre silbidos y protestas en la Apertura del Año Judicial

Varias decenas de funcionarios de justicia se han concentrado este lunes a las puertas del Tribunal Supremo (TS), donde se celebraba el acto de Apertura del Año Judicial 2013/2014 presidido por el Rey Juan Carlos, en protesta contra las reformas emprendidas por el ministro de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón.
Los sindicatos --CSIF, CCOO, STAJ y UGT-- habían llamado a los funcionarios a concentrarse, entre las 11.30 y las 12.30 horas, pero minutos antes de la hora señalado los trabajadores ya recibían a los asistentes al acto del Alto Tribunal con silbidos y protestas.
Entre los que más han sufrido los abucheos de los trabajadores de justicia han estado el Rey Juan Carlos, el presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González y la alcaldesa de la capital, Ana Botella. 'Donde está, no se ve la justicia del PP', 'Gallardón, dimisión', 'Justicia para ricos, justicia del PP' o 'Más derechos laborales, menos coches oficiales', son algunas de las consignas que han coreado los manifestantes.
Así, en declaraciones a Europa Press, Javier Hernández de CCOO ha indicado que se trata de luchar contra "la Ley de Tasas, la reforma de la Ley Orgánica del Poder Judicial, la Ley de Demarcación y Planta, contra la reforma de la Ley del Registro Civil, etc" porque, en su opinión, "supone en todos los casos una lista de reformas legales con la única intención de reformar la justicia para privatizarla".
"Gallardón es un ministro que ni escucha a los trabajadores ni a la ciudadanía. Tiene un clamor en su contra. Hoy es el acto de inauguración de la justicia. Hoy estamos asistiendo a un momento triste de la justicia. Justo lo contrario del boato que pretende darle Gallardón. Estamos en la situación contraria", ha argumentado.
Por último, Hernández ha denunciado que la reforma de la justicia de Gallardón es "gravísima" porque pretende "olvidar a la ciudadanía, para la que se hizo la Constitución", así como "cargarse el empleo, los derechos de los trabajadores de la Administración de Justicia y cargarse los derechos de los ciudadanos".