Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una cadena humana rechaza la presencia de Navarra en la OTAN

Alrededor de 200 personas han participado en una cadena humana para mostrar su rechazo a la presencia de Navarra en la OTAN con motivo del 30 aniversario del referéndum sobre la permanencia de España en esta organización.
La movilización ha mostrado también su rechazo al Polígono de Tiro de las Bardenas así como a la Asociación Transatlántica de Comercio e Inversión, más conocida como TTIP. "La OTAN es el ejército que las multinacionales utilizan para imponer todos sus intereses, el TTIP es la imposición que se está intentando firmar en plena oscuridad y al margen de la sociedad, y el polígono de tiro es una de las bases que se impusieron y que se sigue utilizando por la OTAN y el Ejército español para exportar las guerras a otros países", ha afirmado Noemí Solanas, miembro de Bardenas YA!, plataforma que se ha adherido a la movilización.
La protesta ha partido desde la explanada de la antigua cárcel de Pamplona donde se ha recordado el movimiento insumiso y las 500 personas que fueron detenidas por negarse a realizar el servicio militar.
La cadena humana, precedida por una pancarta en la que se leía 'OTAN no. Nafarroa erabaki', ha continuado por la calle Cuesta de la Reina hasta la Plaza Juan XXIII para torcer después por la Avenida del Ejército. La cadena humana ha girado por la calle Juan Arteaga, ha continuado por Padre Moret hasta la confluencia de Yanguas y Miranda con el Paseo Sarasate donde ha finalizado la protesta. Allí se ha colocado una urna en protesta por "una decisión que sigue sin ser cumplida" en referencia a la victoria del 'no' en el referendum sobre la OTAN.
El recorrido original de la cadena humana iba a pasar por delante de la sede del Gobierno Militar en la Avenida del Ejército, aunque finalmente fue modificada por la Delegación del Gobierno. Noemí Solanas ha asegurado que este cambio se debe a la "molestia que se les genera a los poderes establecidos que no les interesa escucharlo en su puerta".
A pesar de ello, cuando la marcha ha pasado por detrás del edificio del Gobierno Militar en la calle Padre Moret se ha leído un comunicado en el que los manifestantes han criticado que "en las maniobras de las Bardenas se gastan cantidades ingentes de dinero que podrían ser destinadas a otros gastos más sociales como Salud y Educación". "Las Bardenas son un terreno comunal que deberían servir para crear riqueza y vida, y no muerte y destrucción", han añadido.
A lo largo de la marcha se han escuchado consignas como 'Fuera militares de las Bardenas', 'Militares, parásitos sociales', 'Gastos militares para escuelas y hospitales' o 'Ni se os quiere ni se os necesita'.
La movilización ha contado con la adhesión de 34 organizaciones sociales, sindicales y políticas. Entre las personas que han participado se encontraban los miembros de EH Bildu Adolfo Aráiz y Bakartxo Ruiz, y el ex diputado de Amaiur Sabino Cuadra.
Los partidos políticos que se han adherido a esta movilización han sido EH Bildu, Podemos, Equo, Aranzadi, CUP Tudela, APC de Cintruénigo. También ha contado con el apoyo de los sindicatos LAB, STEILAS, ELA, CGT, ESK y EHNE.
Además, se han adherido 22 grupos sociales: ATTAC, KEM-MOC, Ekologistak Martxan, Coordinadora de ONGs, Plataforma anti-TTIP, Zabaldi, Emakume Internazionalistak, Bilgune Feminista, Sustrai, Askapena, Bardenas YA!, Ernai, Erronkariko Gazte Asanblada, Ikasle Abertzaleak, Iruñeko Gaztetxea, AHT Gelditu Elkarlana, Asamblea Parados/as de Iruñea, Cultura Precaria, Elkartzen, Lurra, Kalaska elkartea, Sasoia.