Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El delito imputado a Rato y Blesa se castiga con penas de 6 meses a 4 años de cárcel o multa del triple del beneficio

El juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu imputa a los expresidentes de Bankia y Cajamadrid Rodrigo Rato y Miguel Blesa la comisión de un delito de administración desleal, castigado en el Código Penal con penas de prisión de seis meses a cuatro años o la imposición de una multa del triple del beneficio obtenido.
Según explica el magistrado en los autos en los que ordena a ambos la entrega de sendas fianzas por importe de 16 millones de euros, en el caso de Blesa, y de tres millones en el caso de Rato, existen indicios que de, como administradores de los bancos dispusieron fraudulentamente de bienes de la sociedad y provocaron un perjuicio económico a sus socios.
A pesar de ello, Andreu reconoce en sus autos que exige a ambos expresidentes la entrega de estas cantidades millonarias, ante "el temor a la inoperancia final del proceso investigador".
Menciona "la evidencia de que aún se está lejos de cerrar la instrucción" y apunta que todo hace pensar que la fase de juicio oral no se encuentra "en absoluto" cercana. "Esto justifica el aseguramiento de las responsabilidades sobre las que recaen las sospechas", concluye.
Un total de 86 consejeros de Caja Madrid gastaron con sus tarjetas opacas durante el mandato de Miguel Blesa (de 1996 a enero 2010) un total de 12,5 millones, mientras que durante la presidencia de Rato en la caja madrileña (entre enero de 2010 y diciembre de 2011) cargaron un total de 2,6 millones de euros.
Las fianzas, que han sido impuestas a petición de la Fiscalía Anticorrupción y con la adhesión del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB), principal accionista de Bankia, incluyen tanto la responsabilidad civil que Blesa y Rato tendrían que afrontar en el caso de ser condenados por el uso de las 'tarjetas B' como la multa del 25 por ciento que establece la ley.