Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El ingreso de asuntos penales disminuye un 42,7 por ciento tras la reforma de la LECrim

Desde el 6 de diciembre, los atestados policiales sin autor conocido no se remiten a los Juzgados de Instrucción
MADRID, 27 (EUROPA PRESS
La entrada en vigor el pasado 6 de diciembre de la última modificación de la Ley de Enjuiciamiento Criminal (LECrim) se ha traducido en el primer trimestre del año en una disminución del 42,7 por ciento en la entrada de asuntos en la jurisdicción penal, ha informado este lunes el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ).
La reforma legal, que modificó el artículo 284.2 de la LECrim, de forma que los atestados policiales en los que no exista autor conocido del delito denunciado ya no se remiten a los Juzgados de Instrucción, ha tenido como consecuencia que, frente a los 1.517.487 asuntos ingresados entre el 1 de enero y el 31 de marzo de 2015, se haya pasado a 869.603 asuntos en los tres primeros meses de este año.
Además, como esos asuntos que han dejado de ingresar los juzgados de instrucción se resolvían de forma inmediata -con un auto de archivo por falta de autor conocido-, se ha producido un descenso similar en la resolución: de 1.578.863 asuntos resueltos se ha pasado a 938.487.
A ello hay que sumar que el número de asuntos penales en trámite al final del periodo era de 762.567, un 18,4 por ciento menos que hace un año, según refleja la estadística judicial.
DESCENSO EN RESTO DE JURISDICCIONES.
El informe "Situación de los órganos judiciales en el primer trimestre de 2015" publicado ESTE LUNES por la Sección de Estadística del CGPJ revela también que la entrada de asuntos disminuyó en el primer trimestre del año también en el resto de las jurisdicciones, resultando una bajada global del 32,4 por ciento respecto del mismo periodo de 2015.
Así, entre los pasados 1 de enero y 31 de marzo, los asuntos de nuevo ingreso en el conjunto de los órganos judiciales españoles -incluidos los penales- fueron 1.487.239, frente a los 2.172.069 del primer trimestre de 2015.
En este periodo, los Juzgados y Tribunales españoles resolvieron 1.635.608 asuntos -lo que supone una disminución interanual del 29,2 por ciento-; mientras que al final del mismo quedaron en trámite 2.288.878 asuntos, un 8,8 por ciento menos que en la misma fecha del año pasado.
Así, en la jurisdicción civil el número de asuntos ingresados en el primer trimestre de 2016 fue de 474.629, lo que representa un descenso interanual del 8,4 por ciento. En esta jurisdicción se resolvieron 530.420 asuntos y al final del trimestre quedaron en trámite 1.032.957 asuntos.
En la Contencioso-administrativa registraron 49.001 nuevos asuntos entre el 1 de enero y el 31 de marzo, un 5,8 por ciento menos que en el mismo periodo del año anterior. La cifra de asuntos resueltos fue de 57.637 y la de asuntos en trámite al final del trimestre de 199.174; mientras que los órganos de lo Social recibieron 93.931 nuevos asuntos en los tres primeros meses del año, lo que representa una disminución interanual del 15,6 por ciento. El número de asuntos resueltos fue de 109.010 y el de asuntos en trámite al final del periodo de 294.083.
POR COMUNIDADES
La tasa de litigiosidad en el conjunto de España en el primer trimestre de 2016 ha sido de 32 asuntos por cada mil habitantes, frente a los 46,6 asuntos registrados en el mismo periodo del año anterior, según el mismo estudio.
Esta bajada también obedece en parte a la reforma de la LECrim, según el órgano de los jueces, que detalla que las comunidades autónomas que han mostrado una tasa de litigiosidad superior a la media nacional han sido Canarias (40,7), Andalucía (37,0), Murcia (34,2), la Comunidad Valenciana (33,4), Cantabria (33,2) y Madrid (32,4).
En el otro extremo se sitúan las Comunidades Autónomas de La Rioja (22), el País Vasco (22,5) y Navarra (24,3), según detalla el informe del Consejo.