Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los investigados en la 'operación Pulpo' comenzarán hoy a declarar ante De Lara, que citó a Besteiro el miércoles

Los siete investigados en el marco de la Operación Pulpo, que indaga si se cometieron delitos de fraude en subvenciones y amaños en contrataciones durante la etapa del popular Francisco Cacharro y del socialista José Ramón Gómez Besteiro al frente de la Diputación de Lugo, comenzarán a declarar este martes.
En concreto, el primero en pasar por el despacho de la jueza Pilar de Lara será el jefe de Protocolo de la entidad provincial, Juan Carlos Fernández Pulpeiro, citado para las 10,30 horas del martes. La magistrada le atribuye cinco delitos: prevaricación, tráfico de influencias, fraude a las administraciones públicas, malversación de caudales públicos y facilitación de información privilegiada.
Ya el miércoles, será el turno del último secretario xeral del PSdeG. A partir de las 10,30 horas será interrogado por la titular del juzgado de instrucción número uno de Lugo en relación con un total de seis delitos, de cohecho, prevaricación, tráfico de influencias, fraude a las administraciones públicas, fraude de subvenciones y delito continuado de malversación de caudales públicos.
Será la primera vez que el exdirigente socialista comparezca ante De Lara después de querellarse contra ella por supuesta "prevaricación judicial", toda vez que lo vinculó con decisiones tomadas en la Diputación de Lugo bajo el mandato de Cacharro Pardo "quién sabe con qué objetivo", según su escrito judicial.
OTRAS CITACIONES
Tras Besteiro, la que fuera jefa de Comunicación de la Diputación de Lugo deberá acudir a los juzgados por cuatro delitos: tráfico de influencias, fraude a las administraciones públicas, descubrimiento de secretos y uso de información privilegiada.
Finalmente, en la misma jornada se presentará el empresario Raúl López, propietario de Monbus, como supuesto autor de delitos de cohecho, tráfico de influencias, fraude a las administraciones públicas, fraude de subvenciones y uso de información privilegiado.
Ya el jueves, las declaraciones comenzarán con la de José Antonio Mourelle Cillero, secretario adjunto de la Diputación de Lugo que tras su imputación renunció a seguir ejerciendo también como secretario del ayuntamiento de la capital de provincia.
Le seguirán la interventora de la Diputación, Rosa A.F., citada para las 11,30 horas; y el asesor de fondos europeos de la misma institución, José Enrique R.C., convocado a las 13,00 horas.
OPERACIÓN PULPO
La Operación Pulpo arrancó en 2013 por un supuesto caso de acoso laboral entre dos trabajadores de la Diputación de Lugo, si bien en marzo de este año la jueza decidió imputar a las siete personas referidas al detectar "irregularidades" en la gestión del programa turístico 'Km0', adjudicaciones "ilícitas" para "favorecer" a Monbus y subvenciones "fraudulentas" a entidades deportivas relacionadas con Raúl López, como el Breogán de baloncesto.
En paralelo, está bajo la lupa de la jueza la partida de gasto social de la Diputación para sus trabajadores, que incluye ayudas médicas y para vivienda, así como en casos de natalidad y nupcialidad, y que fue aprobada en la década de los 90. Otro asunto en cuestión son las "vacaciones subvencionadas" para funcionarios, anuladas por Besteiro cuando llegó a la presidencia del Pazo de San Marcos.
La decisión de Pilar de Lara de sumar seis delitos a los cuatro por los que ya le investigaba en el marco del caso Garañón, en relación con su etapa como concejal de Urbanismo de Lugo, fue lo que puso fin a su carrera política. Al día siguiente de conocerse su nueva imputación anunció que renunciaba a concurrir a la Xunta y, una semana más tarde, dejó el liderazgo del PSdeG.