Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El nuevo modelo de televisión pública no gravará a los ciudadanos

La vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega. Foto: EFEtelecinco.es
El gobierno de Zapatero ha dicho la vicepresidenta sigue defendiendo "un modelo de la TV pública independiente y desgubernamentalizada, una televisión de calidad, económicamente sostenible y financiada con un sistema permanente". 
Menos publicidad, sin canon

El gobierno dice la Vicepresidenta sigue buscando fórmulas para diseñar ese modelo económico sostenible. Las únicas pistas que ha dado de la Vega es que "las fórmulas estudiadas en ningún caso se van a basar en las fórmulas que existen hoy en Europa. No van a gravar a los ciudadanos, en ningún caso, y van a garantizar la estabilidad del ente, del sistema de los trabajadores y del empleo"
El cambio anunciado por el gobierno se toma por dos razones, según la Vicepresidenta, "evitar las distorsiones que e están produciendo en el mercado que están produciendo y dar más holgura a los operadores que atraviesan algunas situaciones de crisis y hay trabajadores que tenemos que proteger".
"Que no cueste más al ciudadano"
Gaspar Llamazares ha pedido al Gobierno que el nuevo modelo no cueste más a los ciudadanos y que aclaren cuáles son los mecanismos con los que van a compensar los 600 millones de euros que RTVE puede perder al reducir la publicidad de sus emisiones. Sobre la situación del sector, el portavoz de IU ha dicho que el gobierno no debería poner en peligro la viabilidad de la televisión publica porque generar inestabilidad en la corporación sólo beneficia a sus competidores.