Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Todos los partidos vascos, salvo PCTV y ANV, contra ETA en Vitoria

A partir de las siete de la tarde la plaza de la Virgen Blanca, en el centro de la ciudad, se ha convertido en el escenario de este acto de repulsa, presidido por una pancarta con un lema consensuado por PNV, PP, PSE, EA, EB y Aralar: "ETA ez Askatasuna-Por la Libertad ETA no".
El lehendakari, Juan José Ibarretxe; el presidente del Senado, Javier Rojo; el secretario general de los socialistas vascos, Patxi López; el presidente del PP de Alava, Alfonso Alonso; el consejero de Interior, Javier Balza; y los parlamentarios de EB Kontxi Bilbao y de EA Rafael Larreina han participado en el acto de condena.
Tras cinco minutos de silencio, dos jóvenes han leído un texto consensuado por todos los partidos convocantes en el que se condena el asesinato del guardia civil Juan Manuel Piñuel en el atentado de Legutiano. El manifiesto expresa la solidaridad con los heridos, la familia de los afectados y la Guardia Civil.
El documento manifiesta la voluntad de seguir manteniendo la unidad de todas las fuerzas democráticas para derrotar al terrorismo y para "proteger y defender ahora y siempre la vida y la libertad que son los más preciados e irrenunciables derechos de toda persona".
Asimismo en el manifiesto se exige la "disolución inmediata de ETA". El comunicado concluye advirtiendo a los autores de este atentado y al resto de los terroristas que "solo les espera la aplicación de la Ley, la acción policial y el ejercicio de la justicia".

Zapatero, satisfecho con la unidad
El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha mostrado su satisfacción desde Brasil, donde se encuentra de viaje oficial, por la unidad de todas las fuerzas políticas, incluido el PP, contra el terrorismo que se materializó el pasado miércoles en el Congreso. EPF/CGS