Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El presidente de Madrid critica los "discursos falaces" sobre aforados y pide agilizar los procesos judiciales

El presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, ha asegurado este viernes que "hay que dejar los discursos falaces y cínicos que confunden a la opinión pública" sobre los aforados y ha destacado que "lo que hay que cambiar son los procedimientos judiciales" ante la propuesta del ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, de reducir a 22 el número de aforados.
Así lo ha señalado este mañana el jefe del Ejecutivo autonómico durante una visita al Parque público Felipe VI, situado en el municipio de Majadahonda.
Tras destacar que no conoce la propuesta planteada por Gallardón, el dirigente madrileño ha subrayado que en este asunto, como en tantos otros como la elección de alcaldes, "hay que dejar de hacer unos discursos falaces y cínicos, que confunden a la opinión pública y no abordan el fondo de los problemas".
Así, González ha remarcado que "el aforamiento no significa impunidad", dado que a su juicio "algunos parecen que quieren presentar esta situación". "El mayor número de aforados que hay en nuestro país no tienen nada que ver con los políticos, sino son los jueces, los fiscales... Las personas del mundo judicial y tiene su razón de ser", ha precisado.
Por ello, ha subrayado que se pueden discutir cuántos aforados tiene que haber y hasta dónde tiene que llegar el aforamiento, pero ha insistido en que no se puede "confundir a la opinión pública con que un aforado es una persona impune porque eso es falso".
"Y la prueba es que hay aforados que han sido objeto de procesos judiciales que han terminado con condenas cuando han cometido acciones ilícitas. Eso es lo que realmente es importante", ha reseñado.
En esta línea, ha destacado que "lo que hay que cambiar es el procedimiento judicial". "No podemos seguir teniendo unos procedimientos que tarden años y años en resolverse con el gran escándalo que eso genera en la opinión pública cuando hay casos supuestos presuntamente flagrantes de delitos y que no se resuelven", ha dicho.
"Eso es lo que genera alarma social. Dicho esto, todo es revisable, pero el fondo es tratar que nuestra Justicia sea ágil, rápida y eficaz y tratar que cuando alguien comete una irresponsabilidad se le aplique la pena que le corresponda", ha agregado.