Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un referéndum amparado por una ley que aseguran estar “por encima de todas las leyes”

Era el día de la puesta de largo de la ley de independencia, presentada lejos del Palament de Cataluña y ante los partidos independentistas. Una ley que se basa en los derechos humanos para legitimar que habrá referéndum e independencia.

Pero el día no ha sido precisamente de celebración, todo lo contrario, comenzaba con el golpe de autoridad del presidente,  gesto muy serio. En frente un consejero cesado del PDeCAT por dudar del referéndum unilateral.

Homs, exportavoz del Gobierno catalán, ha mandado 3 tuits, para acabar diciendo gráficamente  hasta donde está con un emoticono. Defiende a su compañero de partido frente a Esquerra y la CUP.

La fractura independentista es evidente.