Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Es "mejor" tolerar cierta cantidad de delitos que asumir los costes de la delincuencia "cero", dice un experto

Critica el "poco uso" que se hace de medidas coercitivas, como los trabajos en beneficio de la sociedad
El catedrático de Derecho Civil de la Universidad Pompeu Fabra Fernándo Gómez Pomar ha defendido que el nivel "óptimo" de delincuencia en una sociedad "no es cero" debido a los costes y considera que es "mejor tolerar cierta cantidad de delitos".
Así lo ha afirmado este viernes durante su participación en la última jornada de la XIV edición del Aula de Verano de Ortega y Gasse 'Iniciación a la Universidad', organizada por la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) con el patrocinio del Ministerio de Educación, Cultura y Deportes, en la que ha analizado la relación entre delincuencia y economía.
"POCO USO" DE LOS TRABAJOS EN BENEFICIO DE LA SOCIEDAD
A lo largo de su intervención ha señalado que en España las sanciones de privación de libertad son "más largas que en otros países europeos" y ha criticado el "poco uso" que, a su jucio, se hace de otras medidas coercitivas, como los trabajos en beneficio de la sociedad.
En la Menéndez Pelayo, ha destacado la "mayor eficiencia" que, a su juicio, tienen las "penas de prisión" que las sanciones económicas para desincentivar el delito, "especialmente" en aquellos criminales que no tienen la capacidad de pagar.
Sin embargo, ha explicado que España es el segundo país europeo con un mayor porcentaje de población penitenciaria tras el Reino Unido y ha afirmado que hay casi 69.000 personas en los centros penitenciarios, mayoritariamente hombres en edades comprendidas entre los 18 y 35 años.
En este sentido, ha resaltado que mantener a una persona privada de libertad durante un año cuesta al Estado entre 25.000 y 30.000 euros.
DUDA DEL PAPEL DE LA CÁRCEL COMO AGENTE DE REINSERCIÓN
También ha cuestionado el rol de las prisiones como agentes de reinserción y ha advertido de que ello supondría aumentar "mucho" el gasto, según ha informado en un comunicado la UIMP.
No obstante, ha subrayado el "éxito" que, en su opinión, han registrado algunos programas dirigidos a colectivos concretos, como los jóvenes.
Además, ha defendido que la tasa de criminalidad en España es "baja" pero ha aludido a la "baja tasa de denuncias".