Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La subasta de renovables tuvo una demanda cinco veces superior a los MW subastados

Industria destaca que el resultado confirma "el interés de los inversores por el sector de las renovables en España"
La subasta de renovables celebrada ayer, la primera celebrada en España para asignar nueva potencia desde la 'moratoria verde', tuvo solicitudes que superaron en más de cinco veces las cantidades subastadas, según informó el Ministerio de Industria, Energía y Turismo.
En concreto, en la subasta se asignó la totalidad de los 500 megavatios (MW) de energía eólica y los 200 MW de biomasa que estaban previstos con el mínimo coste para el consumidor, ya que se cerró con tanta presión competitiva que los incentivos quedaron reducidos a cero.
Industria destacó que el resultado de la subasta confirma "el interés de los inversores por el sector de las energías renovables en España".
De esta manera, el resultado de la subasta supone que los adjudicatarios, tanto de biomasa como de eólica, están dispuestos a realizar los proyectos con un descuento del 100% sobre el valor estándar de inversión previsto.
Así, para el caso de la eólica, están dispuestos a percibir únicamente la retribución del mercado sin prima, y para la biomasa, la retribución del mercado más una retribución variable por el coste del combustible (denominada retribución a la operación).
Para el Ministerio, este resultado garantiza así la introducción de nuevo energía renovable "con el mínimo coste para consumidor" y subraya que esta nueva energía renovable le costará al consumidor eléctrico 15 veces menos de lo que le costó en 2009 la energía fotovoltaica introducida con el anterior sistema retributivo.
Las tres empresas que se hicieron con los 500 megavatios (MW) eólicos en liza fueron Forestalia (a través de Energías Eólicas de Aragón), que se adjudicó 300 MW; EDP y Jorge Energy, perteneciente al grupo cárnico zaragozano Jorge.
En el caso de los 200 MW de biomasa, los adjudicatarios fueron Ence, con 40 MW, y Forestalia, con más de 108 MW, firma que está presidida por Fernando Samper, hermano del dueño del Grupo Jorge.
En la subasta no resultaron adjudicatarias las sociedades de renovables de Endesa (Enel Green Power España, participada en un 40% por Endesa y en un 60% por Enel), Iberdrola ni Gas Natural Fenosa.