Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Intrusismo al volante

En la estación de autobuses de Málaga, decenas de conductores privados hacen su particular negocio: ofrecer un servicio más barato a varios pasajeros hasta llenar un vehículo. El colectivo de taxistas asegura que "el taxi pirata" reduce hasta un 60% sus ingresos.