Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un restaurante ambientado en un cuarto de baño causa sensación en China

Comer en un orinal puede resultar desagradable. Sin embargo, nada más lejos de la realidad para los clientes de un peculiar restaurante que triunfa en China. El local está ambientado en un cuarto de baño. 
Los comensales se sientan en el retrete y los lavabos hacen las veces de mesa. La comida la sirven en bañeras, inodoros, orinales y un peculiar vaso con forma indefinida.
La decoración, como no podía ser de otra forma, es la propia del aseo de casa.
Aunque la comida presenta un desagradable aspecto, no impide que sea devorada por los clientes.
 
EBP