Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Antonia San Juan renuncia a cobrar como presentadora de la Gala de la Reina del Carnaval

La actriz grancanaria Antonia San Juan no cobrará sus honorarios como conductora de la Gala de la Reina del Carnaval de Las Palmas de Gran Canaria 2016, según ha anunciado en un comunicado de prensa.
La artista ha decidido renunciar a su caché "de forma unilateral" al entender que no ha logrado cubrir sus propias expectativas y porque dice ser consciente de los errores existentes en el transcurso de su presentación del espectáculo que tuvo lugar el pasado viernes en el escenario del Parque de Santa Catalina.
Asimismo, explica que ha costeado "de su propio bolsillo" todos lo gastos derivados de su estancia en la capital grancanaria "por propia convicción, honestidad y responsabilidad".
"Los nervios me jugaron una mala pasada y mi honestidad me impide cobrar por un trabajo en el que soy consciente que no he estado al cien por cien y el Carnaval capitalino no se merece menos que eso", señala la artista en el comunicado.
Antonia San Juan señala que se disculpó varias veces en directo durante la gala, pues el público "no merecía menos", y reitera que ha decidido renunciar a su caché que su responsabilidad como profesional y grancanaria le impide cobrar, añade.
En esta línea, propone al Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria destinar tales emolumentos a algún proyecto de corte social de "esta ciudad en la que nací y que siempre llevo con orgullo en mi corazón", continuó la artista.
Antonia San Juan quiso agradecer y felicitar al Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria y su concejal de Carnaval, Inmaculada Medina, a su director, Israel Reyes, a todo el equipo técnico y artístico y grupos que participaron en la gala, y también al público por las muestras de apoyo y cariño que ha recibido.
Asimismo, quiso expresar su pesar por no haber realizado su cometido según lo esperado como en anteriores ocasiones "fruto de los nervios por la responsabilidad que conllevaba su participación en una gala tan importante para cualquier artista, especialmente si es grancanaria".
"Pese a que no es la primera vez que me enfrento a este reto, en cada ocasión pesan como en ningún otro lugar los nervios por la responsabilidad de dar lo mejor de mi misma y superarme en mi tierra", concluyó San Juan.
La artista grancanaria ha sido la responsable del pregón de las Carnestolendas capitalinas en 2006, conductora de la Gala Drag Queen en 2010 y presentadora de la Gala de la Reina en 2007, encargo que afrontaba este año por segunda ocasión.