Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Arasa analiza en un libro el "reporterismo de bandos" de la prensa extranjera en la Guerra Civil

El periodista Daniel Arasa analiza en el libro 'De Hemingway a Barzini. Corresponsales extranjeros en la Guerra Civil' (Stella Maris) el "reporterismo de bandos" que marcó la labor profesional de los corresponsales internacionales durante la contienda española de 1936 a 1939, ha explicado la editorial en un comunicado.
La obra analiza la labor profesional de los corresponsales que pisaron suelo español para cubrir el conflicto, y "cómo los dos bandos, preocupados por la imagen internacional de su lucha, se esforzaron para atraer a los 'plumillas' y a los fotoperiodistas con el fin de que contaran la guerra desde su particular óptica", señala.
El autor se centra especialmente en la Batalla del Ebro para ofrecer una panorámica del periodismo internacional que se encargó de contar lo que estaba sucediendo a través de textos de Ernest Hemingway, John Dos Passos y Luigi Barzini, entre otros.
En la obra, también aparece el mítico Robert Capa que documentó la contienda con su cámara Leica, así como aparecen André Malraux, Indro Montanelli, George Orwell y Gerda Taro, que falleció al año de iniciarse la Guerra Civil.
El periodista, doctor en Humanidades y Ciencias Sociales y autor de 25 libros, en su mayoría de la Guerra Civil española, observa en la obra como los corresponsales se comprometieron con lo que sucedía y con las tragedias ajenas, pero, por contra, "renunciaron abiertamente a ser imparciales".
"Uno contaba lo que veía bajo el prisma de la facción que luchaba por los ideales en los que creía el medio por el que trabajaba. Las fronteras entre el periodismo y la propaganda se hicieron cada vez más difusas", explica la editorial sobre el libro de Arasa.
THE TIMES Y THE NEW YORKER
Como consecuencia, poco tenía que ver la crónica de un hecho que aparecía en la conservadora cabecera británica 'The Times', respecto a la revista 'The New Yorker' y, según Arasa, "fueron pocos los que no se dejaron llevar por un periodismo tendencioso y distorsionador".
En el libro, aparecen tipos novelescos como el espía Kim Philby, que desembarcó en España como periodista y consiguió ganarse a los dirigentes 'nacionales' simulando ser un ferviente partidario de la causa nazi --cuando en realidad era un espía ruso-- y utilizó la corresponsalía como tapadera.