Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El BNG alerta de la "cadena de irresponsabilidades políticas" en la gestión y pide que Mato comparezca

La diputada del BNG en el Congreso, Rosana Pérez, ha solicitado la comparecencia urgente de la ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Ana Mato, para que comparezca de forma urgente en el Congreso para dar una información "transparente, rigurosa y clara" sobre el "grave caso" de contagio de virus del ébola, al mismo tiempo que ha alertado de que se está ante "una cadena de irresponsabilidades políticas" en la gestión del mismo.
"Estamos ante una situación grave y preocupante que delata a las claras una cadena de irresponsabilidades políticas que se deben asumir. Fue una irresponsabilidad hablar de riesgo cero como hizo el Gobierno de Rajoy a la hora de repatriar a los dos religiosos contagiados por el ébola", ha sentenciado la nacionalista gallega.
De no ser cierto que se utilizaron los trajes y las medidas de seguridad requeridas, el BNG afirma que puede hablarse de una "grave irresponsabilidad" por parte del Ministerio de Sanidad, que debería llevar a la "dimisión inmediata" de Mato.
Rosana Pérez reprocha a Ana Mato que "se tomase este tema con tanta ligereza" cuando se decidió repatriar al primer misionero infectado y no se dieran las explicaciones pertinentes sobre los protocolos utilizados, ni la decisión se sometiera al control parlamentario.
SÓLO SALTA LA ALARMA CUANDO LLEGA A ESPAÑA
Por su parte, el portavoz de Amaiur en el Congreso, Xabier Mikel Errekondo, ha lamentado que sólo salten las alarmas sobre el ébola cuando el caso de contagio ha llegado a España.
A su juicio, es necesario actuar en origen y cumpliendo el protocolo de la Organización Mundial de la Salud (OMS). "Esperábamos que nos tranquilizaran las palabras de Ana Mato pero visto lo visto ayer consiguió el efecto contrario", ha sentenciado, esperando también que la enfermera infectada se recupere, además de que se adopten las medidas necesarias.