Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Barcelona celebra el Día del Orgullo Gay Mediterráneo

Unas 35.000 personas, según la organización, y 12.500 según la Guardia Urbana, han participado en el recorrido, concebido como una gran cabalgata en la que se han podido ver cientos de personas disfrazadas y vestidas con adornos de plumas, y a personas de todas las edades, pero especialmente jóvenes, disfrutando con la música y las actividades de animación que han acompañado a la carrozas.
Fuentes de la Guardia Urbana han informado a EFE de que un joven de 24 años, Ricard F.M., ha sido detenido a la altura de la Plaza de España, al terminar el desfile, al subirse a una de las carrozas e intentar pegar a una personas que se encontraba allí.
También han señalado que el detenido ha sido trasladado a dependencias policiales de la Guardia Urbana, y que aparte de este suceso, el desfile de las carrozas se ha desarrollado con normalidad y en medio de un ambiente festivo.
La animación, la música y la alegría, ha sido la tónica general de esta jornada, en la que los grupos Stress, Los Monstruos de Ibiza, SKT y la Dragona de les Roquetes han animado a los participantes y a los ciudadanos que se han acudido al Pride Barcelona.
Durante la marcha se han repartido cientos de globos con los colores de la bandera del arco iris, y algunos partidos políticos que han secundado este acto festivo han regalado abanicos para combatir el intenso calor que ha hecho hoy en la capital catalana, y que ha animado a muchos de los participantes en el desfile a subirse a las carrozas a pecho descubierto.
Cada carroza ha representado a una entidad o a un establecimiento vinculado al entorno gay y lésbico, y en casi todas había personas disfrazadas y con pelucas, que cantaban, bailaban y tiraban petardos para animar la fiesta. También se han visto muchos mantones de manila.
El espectáculo también ha estado a pie de calle, y muchos ciudadanos, como una mujer desnuda y envuelta en plástico que acompañaba a la caravana subida a unos zancos, han animado esta jornada reivindicativa, que ha terminado en la Avenida de María Cristina, donde se ha abierto una muestra de Entidades y una zona de fiesta.
A lo largo de la tarde también ha habido un pequeño forcejeo entre un grupo de gays anticapitalistas que ayer celebraron una marcha por la liberación afectivo-sexual, y la organización del Pride Barcelona, al intentar quitar algunas pancartas que acompañaban a las carrozas.
Para los organizadores de la marcha del sábado, su manifestación es la que bebe directamente del movimiento que nació hace 40 años en Nueva York, cuando tuvo lugar la llamada revuelta de Stonewall, mientras que la organizada hoy como Pride Barcelona responde más a intereses comerciales.