Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Boi Ruiz avisa del riesgo de que dejar de financiar medicamentos suponga un mayor coste

Aboga por revisar anualmente la lista de fármacos que costea la Seguridad Social
El conseller de Salut, Boi Ruiz, ha advertido este viernes del riesgo de que dejar de financiar desde el sistema público algunos medicamentos pueda suponer un mayor coste tanto para las arcas públicas como para los usuarios.
Este viernes se ha publicado en el Boletín Oficial del Estado (BOE) la lista de 417 fármacos de coste inferior a 3 euros y destinados a dolencias comunes que a partir del 1 de septiembre dejarán de ser financiados por la Seguridad Social.
En declaraciones a los periodistas antes de inaugurar la XLIV Universitat Catalana d'Estiu (UCE) en Prada de Conflent (Francia), ha sostenido que existe la posibilidad de que el medicamento que sustituya a alguno de los fármacos excluidos sea más caro.
"Nos da la impresión de que hay demasiados medicamentos cuya alternativa será de un coste superior", ha afirmado el conseller, que, sin embargo, ha precisado que hasta finales de año no podrán corroborar con datos si eso sucede realmente.
"Hemos de velar para que no salga más caro y no se dé esa posibilidad", ha sostenido Ruiz, que ha subrayado que por ahora solo se trata de una sospecha pero que su departamento considera que algunos fármacos pueden salir más caros con la reforma.
El conseller ha recordado que uno de los objetivos que debe perseguir la medida es un ahorro económico para las arcas públicas, que la ministra de Sanidad, Ana Mato, cifró en 458 millones de euros cuando anunció la exclusión de los medicamentos.
Sin embargo, ha defendido la necesidad de analizar periódicamente la lista de fármacos que son financiados por la Seguridad Social, y ha abogado incluso por que estas revisiones se realicen más a menudo: "Lo lógico sería revisar anualmente qué medicamentos entran y qué medicamentos salen".
"Eso pasa no tanto por ser muy cuidadosos con lo que sacamos, sino con lo que ponemos. Como a veces no somos muy cuidadosos, de repente unos años después hemos de quitar cosas", ha continuado el conseller.
ATENCIÓN PRIMARIA A INMIGRANTES
Ruiz ha reiterado que Catalunya prestará atención primaria a los inmigrantes irregulares, y ha explicado que lo que hará la Generalitat es cumplir con el Real Decreto Ley del Gobierno "por encima".
El conseller ha defendido que para luchar contra el turismo sanitario es más efectivo atender a los usuarios en la atención primaria para comprobar si realmente el paciente necesita atención especializada o "si hace cuatro días que está aquí y aprovecha la facilidad del sistema catalán".