Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La CNSE pide una educación "plenamente inclusiva" para garantizar la igualdad de las mujeres sordas

La Confederación Estatal de Personas Sordas (CNSE) ha pedido una "educación plenamente inclusiva" para garantizar la igualdad del colectivo de mujeres con discapacidad auditiva, "que no limite a las mujeres sordas, ni como mujeres ni como personas sordas", así como el derecho "a elegir una educación donde la lengua de signos sea una lengua vehicular".
Esta es una de las demandas que la entidad ha realizado con motivo del Día Internacional de la Mujer, que se celebra este martes 8 de marzo. Para ello ha publicado un manifiesto en su web (www.cnse.es) en el que reafirma su compromiso por la igualdad real entre hombres y mujeres, y en el que apuesta por la constante lucha a favor de la participación e inclusión social de todas las mujeres sordas.
El documento, que está disponible en lengua de signos española y castellano, destaca la igualdad del colectivo en materia de derechos. "Las mujeres sordas somos diversas e iguales en derechos, derechos por los que en el día de hoy siempre luchamos unidas", señala el texto.
La CNSE también insiste en la importancia de asegurar un empleo digno para las mujeres sordas "sin encasillamientos ni barreras para acceder a un puesto de trabajo o a su desempeño", y solicita para ellas "un salario justo y un trato equitativo sin discriminaciones de ningún tipo".
Asimismo, la CNSE se manifiesta frente a las desigualdades por motivos de género, frente a las violencias machistas, y contra el odio a quienes son diferentes. En este sentido, la entidad insiste en que se garanticen servicios de salud, información y atención ante la violencia de género, que estén adaptados a las características y necesidades de las mujeres sordas.
A ello suma la necesidad de contar con servicios de teleasistencia y acompañamiento específicamente diseñado para atender a personas mayores con esta discapacidad, y que estas, sean mujeres u hombres, "puedan disponer de centros de día, centros residenciales, servicios de atención y espacios de ocio inclusivos".
Por último, la CNSE reclama unos medios de comunicación no sexistas e inclusivos con la lengua de signos y el subtitulado, y apuesta por la gratuidad, universalización y calidad de los servicios de interpretación a la lengua de signos en diversos ámbitos de la vida.