Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cambian el coche oficial por el bonobús

El Ayuntamiento de Granada ha puesto en marcha una medida pionera para ahorrar gasolina en tiempos de crisis. Desde hace unos días, los funcionarios han dejado de usar coches oficiales y van a trabajar en autobús. El consistorio les ha ofrecido bonobuses gratuitos. También han reducido el número de vehículos para la policía local.
Pedro trabaja en el ayuntamiento y su rutina ha cambiado en los últimos días. Ya no sabe lo que es ir a trabajar en un coche oficial. Como otros funcionarios, Pedro coge el autobús.
Y es que los tiempos de crisis afectan a todos por igual. Por ello, el Ayuntamiento de Granada ha decidido apretarse el cinturón en la complicada cuesta de enero y reducir gastos con un método peculiar: ha cambiado el coche oficial por el bonobús. La idea es ahorrar en gasolina, la forma es facilitando bonobuses gratis a los funcionarios. Además, han reducido la gama de vehículos del consistorio. Unos coches más económicos forman ahora la flota de coches oficiales. En el olvido quedan los lujosos vehículos, salvo para el alcalde.
La policía local también contará con menos coches. Solo pedirán 47 vehículos nuevos de los 99 previstos, lo que supone reducir a la mitad el número de automóviles nuevos. Desde el consistorio han asegurado que el cuerpo de policía mantendrá la misma efectividad, pero algo más barata. IM