Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cataluña acogerá a 250 refugiados a mediados de abril

La carta de Puigdemont a Europa no tiene respuesta pero les consta que piden más esfuerzos
Cataluña contará a mediados de abril con 250 refugiados en pleno proceso de primera acogida, con equipamiento residencial y un acompañamiento de inserción, ha explicado el secretario de Igualdad, Migraciones y Ciudadanía de la Generalitat, Oriol Amorós, en una entrevista de Europa Press.
La Generalitat ha ofrecido un total de 590 plazas que ha puesto a disposición del Estado y éste ha aumentado el número de plazas asignadas de 28 a 250 en tres meses, mientras que las 240 restantes "no las quiere utilizar, de momento".
"Si fuera necesario, podríamos movilizar en dos o tres meses 1.800 plazas más de acogida", ha afirmado Amorós, y ha añadido que se podría llegar a las 4.500 en un año, tal como propuso el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, en una carta al comisario europeo de inmigración, Dimitris Avrampoulos.
Sobre la carta, Amorós ha afirmado que no ha habido respuesta directa: "Pero nos consta que, desde instituciones europeas, se pide a los estados un esfuerzo mas grande y estamos seguros y convencidos de que la acogida es favorable", ha defendido.
"La respuesta que sí que hemos conocido, de forma muy encendida, es la del Estado español, que nos parece que no guarda proporción y conexión con la realidad que se esta viviendo", ha relatado.
Amorós ha afirmado que la propuesta de Puigdemont se inscribe en las cantidades con las que el Gobierno se comprometió en septiembre, de 19.000 personas en dos años: "Cataluña quiere tener un rol de compromiso y estamos dispuestos a acoger más, si hace falta", lo que facilitará al Estado cumplir su compromiso.
FINANCIACIÓN
Del total de 250 refugiados que acogerá Cataluña a finales de abril, 90 estarán ubicados en la Casa Bloc y 30 de ellos se encuentran ya en Barcelona y están a cargo de la Creu Roja.
Los cálculos de capacidad de acogida de la Generalitat cuentan que la llegada de los refugiados está asociada al presupuesto de la UE del plan de reasentamiento --fondos que gestiona el Gobierno español--, y que ha afeado a los Estados que no se comprometen a seguirlo, mientras que gobiernos no estatales sí quieren comprometerse.
El inventario de recursos que impulsó el Comité de Acogida, que integra el Govern junto a ayuntamientos y entidades, ha visto aumentar el número de recursos residenciales hasta cerca de 30 pisos, además de los que están en espera de ser valorados.
Para gestionarlo, Amorós está visitando ayuntamientos catalanes, que son la institución a la que quieren que las personas se dirijan para aportar recursos: "No queremos hacerles lo que nos hace el Estado a nosotros", ha apuntado, y ha añadido que en algunos casos puede proponerse al propietario destinar el recurso a otra finalidad social.
TODOS LOS SERVICIOS PÚBLICOS
Pondrán todos los servicios públicos a disposición del proceso de acogida e integración de los refugiados para lograr más inserción laboral de la que se ha conseguido hasta ahora, ha dicho, por lo que han iniciado una colaboración más directa con las entidades de acogida.
Las entidades hacen un buen trabajo de inserción, ha defendido, pero no tienen los recursos que tiene el Servei d'Ocupació de Catalunya (SOC) y Barcelona Activa, así como los programas dirigidos a colectivos de riego que tienen la secretaría de Migraciones y la dirección de Economía Social.