Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Conferencia Episcopal plantea que el aborto debe ser considerado delito

"No se entiende que quitar la vida de un ser humano inocente no pueda ser un delito", ha dicho ante los medios el obispo auxiliar de Madrid y secretario general de la Conferencia Episcopal, Juan Antonio Martínez Camino.
Para Martínez Camino, el aborto, al que ha calificado como "gravísimo pecado", "no puede ser aceptado legalmente, al tiempo que ha criticado que pretenda ser considerado como un derecho. En cualquier caso, ha añadido que existen pecados que no son delito. 
Ante la polémica con los políticos católicos que apoyen la ley, a los que los obispo recuerdan que no pueden comulgar, Camino ha indicado que "la doctrina no es contra nadie, ni un partido o persona". "En todos los casos en que un político defienda una ley que no protege a los no nacidos, la Iglesia siempre dice lo mismo", ha agregado.
Con todo, el portavoz de la CEE ha señalado que la misión de la Iglesia es "dar voz a los que no tienen voz pero tienen derecho a vivir" y ha reiterado que "es gravísimo quitarles la vida". En su opinión, el aborto tienen "gravísimas consecuencias sociales y económicas".
Martínez Camino, junto al obispo de Calahorra y La Calzada-Logroño, Juan José Omella, ha presentado a la prensa la declaración "Ante la crisis moral y económica", que fija la posición de la Iglesia ante las causas y las víctimas de la crisis económica.
El jueves, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, calificó en el Informativo Matinal de Hilario Pino el aborto de "asesinato". Tal y como mantuvo, el aborto "no es un derecho, sino el fracaso de la mujer".EPF