Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Veinte refugiados llegan a España con la esperanza de cambiar radicalmente sus vidas

Pisan España cansados pero sonrientes. Cuatro adultos y tres familias. Una mujer ciega, un bebé de cuatro meses nacido en un campo de refugiados... En total 20 personas marcadas por la guerra de Siria o el horror de Irak, aunque felices por tener, por fin, un futuro. Barcelona, Zaragoza y Sevilla serán sus nuevos hogares. Se unen a los 18 refugiados que se acogieron el año pasado, estadística que no convence a las ONG... Según el Gobierno, mañana mismo llegarán otros 27 desde Italia y a mediados de junio ya habrá en España 586 refugiados; cifras muy lejos del compromiso de reubicación de 15.000 personas.