Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Desarrollan una superficie para implantes óseos que favorece la regeneración y disminuye el riesgo de infecciones

Un nuevo proyecto ha permitido generar nuevas superficies para implantes óseos gracias al uso de 'fitato', un producto natural que favorece la regeneración del tejido óseo y disminuye el riesgo de infecciones.
'PHYTECH' es un proyecto de colaboración público-privada, financiado por el programa 'INNPACTO' del Ministerio de Economía y Competitividad con un presupuesto cercano a 700.000 euros.
Además, ha contado con la participación de dos empresas biotecnológicas españolas: Laboratoris SANIFIT SL y Numat Biomedical SL; la Universidad de las Islas Baleares(UIB), y el Centro de Investigación Biomédica en Red de Bioingeniería, Biomateriales y Nanomedicina (CIBER-BBN), dependiente del Instituto de Salud Carlos III.
PROPIEDADES Y USOS
El fitato, entre otras funciones, inhibe la reabsorción ósea y por tanto la destrucción del hueso. El su uso en implantes óseos, dentales y ortopédicos tiene una elevada tasa de éxito pero su impacto es muy elevado en los casos fallidos.
Además, las infecciones asociadas al uso de implantes constituyen una de las complicaciones más serias que pueden presentarse en implantología, especialmente cuando se trata de pacientes ancianos.
"Hay una necesidad de desarrollar nuevas superficies de implantes que sean fácilmente transferibles a la clínica, con una mejor respuesta implante-hueso y nuevas funcionalidades como la actividad antibacteriana, que mejore la calidad de vida de los pacientes, y evite enfermedades como la mucositis o periimplantitis", ha subrayado Joana María Ramis, investigadora principal del proyecto.
"La investigación actual en este campo se centra en mejorar sus propiedades, desarrollando nuevos biomateriales que mejoren la integración del tejido alrededor del implante y con funcionalidades añadidas para reducir la adherencia bacteriana", ha explicado María Luisa González, investigadora del CIBER-BBN y de la Universidad de Extremadura que ha participado en este proyecto.