Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Desarticulada banda de narcotraficantes e intervenidos 1.500 kilos de hachís

Agentes de la Policía Nacional han desarticulado en Almería una organización de narcotraficantes que pretendía introducir en España desde Marruecos una tonelada y media de hachís en embarcaciones de recreo y en la que han sido detenidas 8 personas, la mayoría de nacionalidad española. EFE/MINISTERIO DEL INTERIORtelecinco.es
La Policía Nacional ha desarticulado en Almería una organización de narcotraficantes que pretendía introducir en España desde Marruecos una tonelada y media de hachís en embarcaciones de recreo.
En la operación, denominada "Hulk", han sido detenidas ocho personas, en su mayoría de nacionalidad española, y se han decomisado tres lanchas, seis vehículos de alta gama, varios dispositivos GPS y diversa documentación, además de los 1.500 kilos de droga, han informado fuentes de la Policía Nacional.
La estrategia de los narcotraficantes consistía en transportar el estupefaciente procedente de Marruecos en una lancha zodiac hasta un determinado punto en alta mar.
Hasta allí, y desde la costa de Almería, se desplazaban las embarcaciones de recreo para recoger el hachís y llevarlo a tierra sin levantar sospechas.
Mientras, en la playa esperaban varios miembros del grupo con vehículos todoterreno y remolques, en los que cargaban las lanchas utilizadas -tres en total-, y desde allí las llevaban hasta un local y un garaje donde almacenaban la mercancía.
Los investigadores averiguaron que el grupo tenía previsto introducir un gran cargamento de hachís a través de una playa de Almería, por lo que establecieron un amplio dispositivo de vigilancia en torno a los miembros de la banda.
A primera hora de la mañana del pasado domingo, 11 de julio, uno de los presuntos responsables de la red se dirigió en un todoterreno hacia el lugar donde estaba prevista la llegada de las embarcaciones, y en una zona próxima a la orilla otros tres vehículos permanecían a la espera.
Una vez que las embarcaciones tocaron tierra las cargaron en sendos remolques y se dirigieron hasta los lugares donde tenían previsto descargar el hachís.
El operativo culminó con la detención simultánea de ocho personas en los diferentes puntos donde habían trasladado la droga.
Los investigadores registraron un garaje de la localidad de Venta Gaspar y un local de La Cañada en los que intervinieron 1.500 kilos hachís.
Además, fueron decomisados seis vehículos de alta gama, tres embarcaciones recreativas, tres remolques, dos dispositivos GPS, prismáticos, quince teléfonos móviles, dinero en efectivo y diversa documentación de interés policial.
Los detenidos han pasado a disposición del Juzgado de Instrucción de guardia de la capital, que ha decretado su inmediato ingreso en prisión.