Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Desarticuladas 4 bandas que defraudaron 295.000 euros a la Seguridad Social contratando inmigrantes y embarazadas

Los arrestados llegaron a contratar mujeres embarazadas pocos días antes de dar a luz para supuestamente trabajar en la construcción
La Policía Nacional ha concluido una macrooperación en la provincia de Almería con la desarticulación de cuatro grupos organizados acusados de defraudar más de 295.000 euros a la Seguridad Social en el marco de una operación que se ha saldado con la detención de 32 personas relacionadas con cuatro empresas ficticias dedicadas a la construcción con sede en Almería y El Ejido.
Los arrestados solían cobrar entre 400 y 1.000 euros por formalizar altas a desempleados interesados en percibir subsidios por desempleo. También ofrecían a inmigrantes en situación irregular formalizar un contrato de trabajo que les permitiera obtener el permiso de residencia. Uno de los grupos contrataba a mujeres embarazadas pocos días antes de dar a luz para supuestamente trabajar en la construcción.
Las investigaciones realizadas en Almería se iniciaron a partir de la recepción de una información procedente de la Unidad de Control del Fraude de la Tesorería General de la Seguridad Social de Almería en el que se informaba de que tres empresas estaban simulando contrataciones laborales.
Los trabajadores, según estos datos, figuraban en las plantillas de personal pero los empresarios no pagaban las cuotas por tenerlos dados de alta. De esta forma habían defraudado 179.376 euros a la administración. La mayoría de los supuestos trabajadores no habrían obtenido ningún pago en concepto de prestaciones y subsidios por desempleo gracias a la rápida actuación policial.
En el trascurso de la operación, los agentes averiguaron que los responsables de las cuatro redes captaban a sus clientes, bien personalmente o valiéndose de supuestos trabajadores de las empresas, y les ofrecían un contrato de trabajo que permitiera regularizar su situación en España. Los interesados obtenían previo pago de unos 500 euros un contrato de trabajo.
Una segunda vía de defraudación consistía en ofrecer la posibilidad de acceder al cobro de prestaciones y subsidios por desempleo. Para ello los empresarios solicitaban una cuota de 400 euros por cada mes que los trabajadores permanecían dados de alta en el sistema de la Seguridad Social. Este importe en ningún caso se utilizaba para pagar cuotas a la Seguridad Social, por lo que todo el dinero aportado suponía un beneficio para ellos.
Según ha indicado la Comisaría Provincial, a los agentes encargados de la investigación les llamó mucho la atención que una de las empresas contratara a mujeres embarazadas pocos días antes de dar a luz para que trabajaran en la construcción, siendo otra vía de defraudación el cobro de prestaciones por baja maternal. Tras dar de baja a los supuestos trabajadores, les facilitaban toda la documentación necesaria para que pudieran cobrar la prestación por desempleo o por baja maternal.
Finalmente, con toda la información obtenida por los agentes, entre los meses de agosto y septiembre se procedió a la detención de 19 personas como presuntas autoras de los delitos de falsificación de documentos y estafa a la Tesorería General de la Seguridad Social y al Servicio Público de empleo estatal.
En concreto, en la operación 'Bombo' se detuvo a 10 personas, en la operación 'Julio César' se logró detener a otras seis y en la operación 'Tobías' fueron detenidas tres personas. Las actuaciones policiales continúan abiertas y no se descartan nuevas detenciones.
OTROS 13 DETENIDOS EN OTRA INVESTIGACIÓN EN EL EJIDO
La última investigación ha sido llevada a cabo en la localidad de El Ejido y se inició a raíz de una denuncia interpuesta por la Unidad de Control contra el Fraude de la Tesorería General de la Seguridad Social en la que se informaba a los agentes de la existencia de una red dedicada a la compraventa de contratos de trabajo a ciudadanos extranjeros para regularizar su situación administrativa en España.
Esta vez el dispositivo se realizó en El Ejido, donde los agentes localizaron una empresa sin actividad, y en Jaén, donde residía el líder de la trama que actualmente se encontraba en prisión cumpliendo condena por otro hecho delictivo.
Los detenidos defraudaron un total de 220.000 euros correspondientes a las cotizaciones a la Seguridad Social, en prestaciones y subsidios por desempleo al Servicio Estatal de Empleo Público y al Instituto Nacional de la Seguridad Social por las ayudas recibidas por maternidad.
Así, cobraban 400 euros por mes a cambio de ofertas de contratos y asesoramiento en los trámites para conseguir la tarjeta de residencia en nuestro país. También los implicados en la trama ganaban unos 400 euros por cada contrato de trabajo que realizaban a ciudadanos españoles.
Estas operaciones están enmarcadas en el convenio firmado el pasado mes de marzo entre el Ministerio del Interior y el de Empleo y Seguridad Social para luchar contra el empleo irregular y el fraude a la Seguridad Social. Las investigaciones y detenciones han sido llevadas a cabo por agentes de las Brigadas de Extranjería y Fronteras de las Comisarías de Almería y El Ejido en colaboración con la Brigada de Extranjería y Fronteras de la Comisaría Provincial de Jaén.