Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Miles de personas asisten al Desfile de Banderas de 'Pingüinos' a su llegada a la Plaza de Colón de Valladolid

Miles de personas han asistido en la plaza Colón al tradicional Desfile de Banderas de la concentración motera invernal de Valladolid 'Pingüinos', que en 2014 celebra la XXXIII edición y que cuenta con más de 20.000 inscritos.
La comitiva, que ha arrancado a las 12.00 de la zona de acampada, ubicada en el Pinar, ha llegado la céntrica plaza vallisoletana en torno a las 13.00 horas, donde numerosos moteros y curiosos se han acercado a observar la llegada de las 'banderas' al tiempo que disfrutaban de los espectáculos y exhibiciones emplazados en la Acera de Recoletos.
Así, familias con hijos, turistas y viajeros procedentes de toda la geografía nacional y de numerosos países han disfrutado del sonido de las 'burras', del "buen ambiente" y de unos aperitivos. Todo ello, con un tiempo agradable y poco "pingüenero" en comparación con el habitual en estas fechas.
De hecho, esta circunstancia ha favorecido que numerosas personas compartieran cervezas y tapas en las terrazas de la zona y que la zona delimitada para la exhibición de 'Stunt' de Emilio Zamora y Eric Miazga estuvieran llenas, al igual que los puestos de bebida y comida y el toro mecánico habilitados para la ocasión.
"No hay nada igual", ha señalado Gorka, de Bilbao, mientras confesaba que había tenido que pedir unos días de vacaciones en el trabajo para no perderse un evento que "une a los moteros bajo un mismo sentimiento".
"Si no se viene y se ve, no se sabe lo que es", ha asegurado Pilar, de Granollers (Barcelona) quien acude por primera vez a la concentración. En esta línea, Oscar y Pilar, vecinos de Valladolid, han aseverado que 'Pingüinos' supone un "subidón de adrenalina" incomparable.
"HERMANDAD Y FRATERNIDAD"
"Hermandad, fraternidad, diversión y punto de encuentro" es 'Pingüinos' para Jesús, de Sevilla, aunque para Javier, de Barcelona, es "un buen momento para conocer gente de otras ciudades"; así, numerosos participantes ha subrayado el encuentro con los amigos como unos de los principales alicientes de 'Pingüinos'.
Entre humo, sonido de tubos de escape, ruedas que derrapan, "buen rollo" y banderas "clavadas" en las motos de numerosos comunidades autónomas y de países como Alemania, Francia, Holanda o Italia, entre otros, numerosos moteros compartían anécdotas y curiosidades ataviados con llamativos monos de cuero y con cascos de todos los colores bajo el brazo.
Entre los asistentes se encontraba el alcalde de Valladolid, Francisco Javier León de la Riva, quien vestido con la chaqueta oficial del evento ha mostrado su satisfacción por el buen tiempo, por la cantidad de inscritos, "procedentes de todas las partes del mundo", y ha confiado en que en esta ocasión "se supere el número de participantes" del año anterior.
Asimismo, ha asegurado que la concentración de 'Pingüinos', que este año celebra su trigésimo tercera edición, "no se va a mover de Valladolid".