Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Detenido un clan que traficaba con drogas en un 'búnker' creado en la Cañada Real Galiana de Madrid

Detenidos diez integrantes del grupo e incautados 1,2 kilos de diferentes estupefacientes y unos 24.000 euros en efectivo
Agentes de la Policía Nacional han desarticulado un clan familiar dedicado al tráfico de drogas en la Cañada Real Galiana de Madrid en una operación en la han sido detenidas diez personas como presuntas responsables de un delito contra la salud pública, han informado a Europa Press fuentes policiales.
La investigación comenzó a principios del mes de septiembre a raíz de las gestiones policiales realizadas por el Grupo de Policía Judicial de Madrid de Villa de Vallecas en torno a los puntos de venta de sustancias estupefacientes.
Las gestiones llevadas a cabo por los investigadores les condujeron hasta una parcela ubicada en el poblado de Valdemingómez, concretamente la número 21, ubicada en el madrileño distrito de Vallecas. Los agentes constataron que en el exterior estacionaban numerosos vehículos cuyos ocupantes, tras entrar a la finca, abandonaban el lugar apresuradamente.
Posteriormente, pudieron comprobar que todas las personas que eran interceptadas a la salida de esta parcela portaban diferentes envoltorios que contenían principalmente heroína, cocaína y marihuana.
Dos de los miembros del clan se encargaban de realizar funciones de vigilancia y captación de clientes, ayudados a su vez por diferentes toxicómanos "contratados". De hecho, de los diez detenidos, dos pertenecen al clan y los ocho son toxicómanos.
UNA VIVENDA TIPO 'BÚNKER'
Una vez se obtuvieron evidencias suficientes de la actividad ilícita que se desarrollaba en el interior de la vivienda, y con el pertinente mandamiento judicial, se llevó a cabo la entrada y registro de la parcela.
Los policías se encontraron con múltiples dificultades para acceder al recinto ya que tanto las puertas como las ventanas habían sido reforzadas con barras de hierro. Una vez finalizado el registro, se procedió a la demolición de 35 metros lineales de cerramiento de esta construcción ilegal por parte del departamento de disciplina urbanística del Ayuntamiento de Madrid.
En el interior del inmueble se han intervenido unos 24.000 euros en efectivo, 224 gramos de cocaína, 173 de heroína, 830 de marihuana y 15 de hachís. También apareció en el lugar munición de nueve milímetros y calibre 38, han indicado las mismas fuentes.
La investigación ha sido realizada por el Grupo de Policía Judicial de Villa de Vallecas, pertenecientes a la Jefatura Superior de Policía de Madrid, quienes han contado con la colaboración de Grupo Operativo de Intervenciones Técnicas (GOIT) en el momento de efectuar la entrada y registro en el domicilio.