Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Detenido un conductor en Santander tras negarse a realizar la prueba de alcoholemia y agredir a los policías locales

Dos agentes tuvieron que recibir asistencia médica en Valdecilla y el conductor tuvo que ser reducido
Un conductor ha sido detenido esta madrugada en Santander tras negarse a realizar la prueba de la alcoholemia y agredir a los agentes de la Policía Local que se la solicitaron y que precisaron de asistencia médica.
Según el relato de la Policía Local, los hechos ocurrieron pasadas las 6.00 horas en la avenida Calvo Sotelo cuando los agentes le pidieron que realizara de la prueba de la alcoholemia después de que testigos presenciales alertasen de que estaba conduciendo de "forma irregular, poniendo en grave riesgo la seguridad de los demás usuarios de la vía".
El implicado, que se encontraba dormido en el interior de vehículo a la llegada de los agentes, se negó a la realización de la
citada prueba, "reaccionando de forma violenta y agrediendo a los mismos", con lo que tuvo que ser reducido. Dos agentes necesitaron asistencia médica en el Hospital Valdecilla.
Tras el incidente, el vehículo del detenido fue retirado por una grúa al Depósito Municipal de Ojaiz.
SINIESTRO BAJO LA INFLUENCIA DE BEBIDAS ALCOHÓLICAS :
Minutos antes, sobre las 5.40 horas, pero en la Avenida Candina, otra conductora de un turismo había sido detenida tras haberse salido de la vía y haber chocado contra un muro, ocasionando daños materiales.
Los agentes de la Policía Local le solicitaron que se sometiera a la prueba de la alcoholemia, que resultó positiva, con lo que fue detenida mientras su vehículo fue retirado al Depósito Municipal de Ojaiz.