Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Doce comunidades autónomas piden la retirada de las 'reválidas' de ESO y Secundaria de la LOMCE

Un total de doce comunidades autónomas han pedido este viernes al ministro de Educación en funciones, Íñigo Méndez de Vigo, que retire el proyecto de real decreto que regula las evaluaciones externas de ESO y Bachillerato de la LOMCE y mantenga el curso que viene 2016-2017 la Selectividad.
Así lo han confirmado varios consejeros autonómicos a su salida de la Conferencia Sectorial de Educación que este viernes ha tenido lugar en el Ministerio. Andalucía, Asturias, Cantabria, Castilla-La Mancha, Extremadura, Aragón, Comunidad Valenciana, Baleares, Canarias, País Vasco, Navarra y Cataluña han mostrado su rechazo a estas pruebas que establece la ley educativa del PP.
En concreto, el consejero valenciano, Vicent Marzá, que ha sido el primero en abandonar la reunión, ha indicado en declaraciones a los medios que la mayoría de las comunidades han pedido al ministro la retirada de estos textos normativos. Además, ha lamentado que la 'reválida' de Bachillerato la haya acordado antes con los rectores que con las autonomías y ambos sistemas de evaluación se hayan debatido ya en el Consejo Escolar del Estado.
Desde Cataluña, la consejera de Educación, Meritxell Ruiz, se ha mostrado contraria a la evaluación para la ESO y Bachillerato. "Consideramos que no es lógico que un final de etapa dependa no de la evaluación del docente sino de un examen de un día externo".
En declaraciones a los periodistas, ha explicado que esa medidas crea un sistema educativa "perjudicial" que divide al alumnado entre "los que sirven y los que no". Sí se ha mostrado partidaria de evaluar a los alumnos en Primaria para evaluar las "competencias básicas" de los alumnos, algo que Cataluña hace desde hace ocho años.