Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

H. Doctor Peset de Valencia aumenta en un 55% las intervenciones de cirugía de la obesidad en dos años

El Hospital Universitario Doctor Peset de Valencia realiza en la actualidad un 55 por ciento más de intervenciones de cirugía de la obesidad --también conocida como cirugía bariátrica-- que hace dos años, según ha informado la Generalitat en un comunicado.
De hecho, en ese período, el Servicio de Cirugía General y del Aparato Digestivo de este centro sanitario público valenciano ha pasado de realizar alrededor de 20 intervenciones al año de lo que se conoce como By-pass gástrico laparoscópico, a intervenir a 45 pacientes en 2011.
Este incremento de la actividad se ha producido sobre todo a partir de 2009, cuando el Hospital Universitario Doctor Peset decidió impulsar el desarrollo de la cirugía bariátrica ante el aumento de la incidencia de la obesidad y de la demanda por parte de los pacientes de un tratamiento quirúrgico de esta patología que fuese definitivo.
Fue en 2009 cuando se creó la Unidad de Obesidad dentro del Servicio de Cirugía General y del Aparato Digestivo de este centro que, con un enfoque multidisciplinar, pretende el desarrollo de esta cirugía dentro de un programa de tratamiento integral de los pacientes.
Además, en diciembre de ese mismo año se presentó el Protocolo de la Obesidad Mórbida y en noviembre de 2010 se realizó la primera reunión de la Unidad Multidisciplinar de Obesidad Mórbida del Hospital Universitario Doctor Peset, formada por especialistas de Endocrinología, Cirugía General, Anestesiología, enfermería Nutricionista, Psiquiatría y Farmacia.
"EPIDEMIA DEL SIGLO XXI"
El doctor Segundo Gómez Abril, del Servicio de Cirugía General y del Aparato Digestivo del Hospital Universitario Doctor Peset, ha explicado que la obesidad mórbida "es la auténtica epidemia del siglo XXI".
Según el experto, su asociación a múltiples patologías como la hipertensión arterial, diabetes, síndrome de apnea obstructiva del sueño, dislipemia o aumento del riesgo para desarrollar diversos cánceres, "supone una importantísima repercusión en la esperanza de vida de estos pacientes". En este sentido, ha asegurado que el tratamiento quirúrgico "es la única alternativa efectiva a largo plazo".
La "larga experiencia" en cirugía laparoscópica del Hospital Universitario Doctor Peset, primer hospital público español en usar esta técnica quirúrgica mínimamente invasiva a finales de los 80, ha facilitado la implantación de la cirugía bariátrica con excelentes resultados en pacientes con obesidad mórbida.
Asimismo, el Hospital Universitario Doctor Peset ha iniciado los trámites para ser acreditado como Centro de Excelencia en Cirugía Bariátrica por el European Accreditation Council for Bariatric Surgery (EAC-BS). "Esta acreditación, en la que tanta ilusión tenía nuestro recientemente fallecido jefe de servicio, el doctor Manuel Martínez Abad, sólo la tienen 19 centros en toda Europa. De ellos, cinco son españoles, pero aún no se ha acreditado ningún hospital valenciano", ha apuntado el doctor Gómez Abril.
Desde que se empezó a utilizar este tipo de cirugía a finales de 2001, ya se han realizado 370 intervenciones bariátricas. De ellas, 254 fueron by-pass gástrico laparoscópico y se ha reducido la estancia postoperatoria de seis a cuatro días de mediana.
El objetivo fundamental de la cirugía bariátrica es la consecución de una pérdida de peso significativa y que, además, dicha pérdida sea duradera. Se estima que una intervención de obesidad es satisfactoria si se consigue una pérdida superior al 50 por ciento del exceso de peso en, al menos, el 75 por ciento de los pacientes.
En el caso de los pacientes intervenidos de obesidad mórbida en el Hospital Universitario Doctor Peset, el 97,3 por ciento de los pacientes ha dejado de tener obesidad mórbida y el 52 por ciento no presenta ningún grado de obesidad.