Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Educación plantea a los rectores un debate sobre la financiación universitaria y atraer recursos propios

El Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, cree que los rectores están ignorando un debate sobre la financiación de las universidades que, además, deben ser capaces de atraer más recursos por sí mismas, en respuesta al manifiesto en el que exigen al Gobierno el fin de las medidas de austeridad y la vuelta al "sentido" de la equidad en las becas.
Sin embargo, fuentes del ministerio consideran que no se puede asumir que la Universidad puede seguir creciendo al ritmo que lo ha hecho en las últimas décadas, a base de demandar más financiación pública. En este sentido, entienden que en España la financiación pública en relación a la privada, representa un porcentaje mucho mayor que en otros países.
Por otro lado, critican que los rectores argumentan que la equidad consiste en pedir la misma nota a todos los alumnos independientemente del apoyo que reciban del resto de sociedad, mientras que desde hace años las notas de corte para las diferentes titulaciones son muy diferentes. A juicio de Educación, estos dos planteamientos son contradictorios.
En esta línea, advierten de que en la mayoría de los países se conceden préstamos y no becas a fondo perdido, como hace España, para rebatir el argumento de los rectores de que la inversión en becas en relación al PIB es menor en España que en otros países de la OCDE.
Por otro lado, las fuentes ministeriales puntualizan que en el curso 2013-2014 se introdujeron cambios en el sistema general de becas para tomar en consideración, en la determinación de la cuantía final de cada candidato, tanto la situación socioeconómica de las familias como el rendimiento académico de los estudiantes, a través de la media de notas obtenida en relación con la nota media del área de conocimiento que corresponda.
EQUIDAD Y RENDIMIENTO
En opinión de Educación, los resultados de este cambio de sistema ponen de manifiesto que se ha conseguido que las becas, además de garantizar la equidad en el ejercicio del derecho a la educación, estimulan la mejora del rendimiento académico de los estudiantes de los niveles posteriores a la enseñanza obligatoria. Por lo tanto, consideran que aumenta también la eficiencia en la asignación de los recursos públicos y se ha prestado atención especial a situaciones de necesidad.
Así, tal y como subrayó el presidente del Gobierno el pasado martes en la sesión de control en el Congreso, aseguran que 2013-14 es el curso académico con mayor número de becarios universitarios de la historia.
En definitiva, recalcan que las becas continúan siendo un derecho por ley bajo el cumplimiento de unos requisitos de renta, que se han mantenido en los últimos años, y académicos. Además, especifican que en el presente curso se ha incrementado en 250 millones de euros la partida presupuestaria de becas, superando los 1.400 millones de euros, la mayor cifra de la historia, según apuntan.
Por tanto, recalcan que elevar la exigencia académica, lejos de excluir alumnos y disminuir su número, ha aumentado considerablemente el número de becarios. Tampoco consideran que atente contra la igualdad de oportunidades el tener diferentes niveles de exigencia para obtener un diferente nivel de apoyo.