Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Empiezan los trabajos de extracción de los cuerpos de los tripulantes del ultraligero de Girona

El Grupo de Buceo Técnico a Gran Profundidad de la Guardia Civil ha empezado este viernes por la mañana los trabajos de extracción de los cuerpos --encontrados este jueves en la zona del Cap Norfeu (Girona)-- de la monitora y del alumno que pilotaban el ultraligero que desapareció el 22 de diciembre.
El centro de mando de la operación se ha establecido en el puerto deportivo de Roses, puesto que el ultraligero se encuentra hundido a una milla de esta población y la intención de los agentes es subir a la superficie el aparato --que se encuentra a 87 metros de profundidad-- para remolcarlo hasta el muelle.
Las unidades subacuáticas de los Mossos d'Esquadra y de la Guardia Civil localizaron este jueves los cadáveres de los tripulantes --que están dentro de la cabina del ultraligero-- a través de la cámara de un robot teledirigido, después de que un barco pesquero de Roses arrastrara el miércoles con sus redes unas piezas del fuselaje de un avión.
Los agentes que integran el Grupo de Buceo Técnico de la Guardia Civil son especialistas en bajar hasta 100 metros de profundidad durante 15 minutos y disponen del apoyo de una cámara hiperbárica móvil, además de un robot de exploración para llevar a cabo las labores de recuperación de los cuerpos.
La familia de los tripulantes desaparecidos contrató la semana pasado un barco y un helicóptero con radar para buscar al ultraligero alrededor de les Illes Medes, donde se habían realizado la mayoría de las prospecciones para localizar al aparato que despegó de Pals el pasado 22 de diciembre.