Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El estudio Escarval permitirá disponer de unas tablas de riesgo cardiovascular válidas para Europa

El informe Escarval permitirá disponer de unas tablas de riesgo cardiovascular válidas para Europa a partir de los resultados obtenidos por el estudio de 50.000 valencianos durante 10 años, ya que hasta ahora las tablas que se empelaban eran las americanas, y predecir así con mayor exactitud la posibilidad de que un paciente pueda sufrirlas.
Así, lo ha puesto de manifiesto este jueves el profesor Vicente Gil, de la cátedra de Medicina de Familia de la Universidad Miguel Hernández (UMH) de Elche y miembro de la Unidad de Investigación del departamento de Salud de Elda, Vicente F. Gil Guillem, en la apertura de la I Jornada de Comunicación de Resultados del Programa Escarval, que presidió el presidente de la Generalitat, Alberto Fabra.
Para ello, se ha formado durante un año a los 800 médicos y enfermeras que van a participar en el estudio, instruyéndolos en los riesgos de las enfermedades cardiovasculares y en la recogida de datos en la historia clínica para garantizar que toda la información utilizada en el estudio es fiable, homogénea y de excelencia. Además de los datos de la historia clínica se recogerán muestras de sangre y ADN de los pacientes que serán almacenadas en el Biobanco del Centro Superior de Investigación en Salud Pública (CSISP).
Gil ha señalado que "para estar a la altura de las circunstancia ha propuesto la creación de un Comité internacional con sede en Valencia que analice el desarrollo de estudios internacionales sobre bases clínicas sanitarias tanto desde el punto de vista de los profesionales de salud como de los ingenieros y técnicos de los sistemas de información".
"Sería una oportunidad única de liderar el desarrollo de este nuevo paradigma científico que son los estudios poblacional basados en la práctica clínica habitual y que sin duda aportarán nuevas soluciones en la prevención de la mejora de las enfermedades cardiovasculares y de la salud de los valencianos ha mantenido".
Al respecto, Fabra ha destacado la importancia de este estudio para la salud de todos los valencianos ya que ha destacado que las medidas preventivas "garantizan la mejor salid para todos los ciudadanos".
ESTUDIO
Escarval es un programa marco de docencia, investigación y mejora asistencial con el fin de mejorar la atención al paciente con enfermedades cardiovasculares o con riesgo de presentarlas. Entre sus objetivos principales se encuentran la realización de un mapa epidemiológico con la situación real de la enfermedad cardiovascular de la Comunitat, así como la realización de una escala predictiva de riesgo cardiovascular para promover una actuación preventiva antes de que la enfermedad se produzca.
Para ello, el Estudio Cardiovascular Valenciano se ayuda del registro ABUCASIS, un programa informático de seguimiento en atención primaria y especializada que cuenta con 5,5 millones de pacientes registrados.
Actualmente, las enfermedades cardiovasculares continúan siendo la principal causa de muerte en la Comunitat Valenciana. En el año 2008, el 29% de las muertes en hombres y el 37% en mujeres de la Comunitat se debieron a este tipo de enfermedades.