Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Unas 17.000 niñas en España están en riesgo de sufrir mutilación genital en sus países de origen

El Consejo de Ministros ha aprobado este viernes una declaración institucional con motivo de la conmemoración, el sábado, del Día Internacional contra la Mutilación Genital Femenina, una violación de los Derechos Humanos y una forma de violencia de género que tiene en España 17.000 víctimas potenciales.
"La mutilación genital femenina es una práctica especialmente dañina para la salud física, psicológica, sexual y reproductiva de las mujeres y las niñas y 17.000 de ellas de acuerdo con los estudios más recientes, corren riesgo dentro de España de ser víctimas", explica la declaración del Gobierno.
El texto recuerda que en España se ha modificado el Código Penal introduciendo la figura del agravante por razón de género que podrá resultar de aplicación al delito de mutilación genital femenina, sancionado en el artículo 149.2, "lo que implica un mayor rigor de la sanción penal y una mejora de la protección penal de mujeres y niñas".
Asimismo, detalla entre otras actuaciones que con la aprobación, también en 2015, de la Ley de Protección a la Infancia, queda recogido como principio rector de la actuación administrativa "la protección de los menores contra cualquier forma de violencia", incluida esta, por lo que los poderes públicos están obligados a desarrollar políticas de "sensibilización, prevención, asistencia y protección".
"A nivel internacional, este firme compromiso de nuestro Gobierno se ve reflejado en la activa participación del Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación en la lucha contra la mutilación genital femenina en los diferentes foros internacionales de los que España forma parte, tales como el Consejo de Derechos Humanos o la Asamblea General de Naciones Unidas", señala el Ejecutivo en funciones.
Además, pone de relieve las actuaicones de la sociedad civil y las organizaciones especializadas en materia de formación de los profesionales que intervienen en estas situaciones y la promoción de la toma de conciencia y la sensibilización de toda la sociedad y, en particular, de aquellas comunidades con mayor riesgo, con el fin de implicar activamente a todos en su prevención y erradicación.
"Las previsiones de la Estrategia Nacional para la Erradicación de la Violencia contra la Mujer 2013-2016, y en particular las actuaciones orientadas a la erradicación de la mutilación genital femenina, continuarán siendo la hoja de ruta de este Gobierno, hasta el logro final del compromiso de acabar con cualquier forma de violencia contra la mujer y las niñas, desde la premisa de que en la sociedad española de hoy esta grave forma de discriminación no tiene cabida", señala el gabinete en funciones.