Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Experto destaca la importancia de la formación continuada para incorporar la medicina de precisión a la práctica clínica

El profesor del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), Carlos Martínez-Alonso, ha destacado la importancia de la formación continuada para incorporar la medicina de precisión a la práctica clínica.
El experto se ha pronunciado así durante el curso 'Título de Experto en Inmunología Tumoral e Inmunoterapia del Cáncer', una iniciativa de la Universidad de Alcalá (UAH), en colaboración con MSD, que se enmarca dentro de la 'Cátedra de Ciencias Biomédicas, Inflamación e Inmunidad de la UAH-MSD' y que tiene como objetivo comprender los mecanismos por los que el sistema inmunitario es capaz de responder al tumor, los mecanismos que utiliza el cáncer para escapar del sistema inmune y las estrategias clínicas de reversión de esa supresión del sistema inmunitario.
"Este es un buen ejemplo de cómo dar respuesta a esta necesidad de formación en el campo del sistema inmune en la lucha contra el cáncer", ha señalado el director del curso, Melchor Álvarez de Mon, para recordar que la respuesta inmune contra las células tumorales es compleja, porque estas utilizan estrategias para escapar al control del sistema inmune.
En concreto, prosigue, mimetizando componentes propios; actuando sobre las moléculas responsables del control de la activación de los linfocitos; utilizando los propios mecanismos de movilización de los leucocitos, para la generación de metástasis; generado entornos y células supresoras que impiden la propia respuesta o evitando la penetración de los leucocitos en el tumor.
"PRINCIPIO DE UNA NUEVA ERA"
"Actualmente estamos al principio de una nueva era, en el que las primeras aproximaciones con inmunoterapia de última generación como son los inhibidores de los 'check-point' inmunitarios han demostrado un cambio en la historia natural del melanoma y cáncer de pulmón no microcítico, y ya forman parte de nuestro 'armamentarium' en la práctica clínica. Los inhibidores de PD-1/PD-L1 han mostrado también eficacia en un amplio rango de neoplasias sólidas y hematológicas en ensayos clínicos de fase I-II y de fase III", ha señalado el jefe de servicio de Oncología Médica del Hospital Universitario 12 de Octubre de Madrid, Luis Paz-Ares.
Dicho esto, el experto ha señalado que existe un "importante" número de moléculas estimuladoras de la respuesta inmune o inhibidoras de su represión en estudios preclínicos y clínicos precoces que se espera que en los años venideros se puedan llevar "con éxito" a la clínica, y poder utilizarlos selectivamente en los pacientes que se beneficien de ellos.
"En este marco, este curso tiene objetivo contribuir en dar respuesta al desafío que supone la lucha contra el cáncer; la formación de especialistas en inmunología aplicada al cáncer resulta clave para seguir avanzado con el fin de mejorar la calidad de vida diaria del mayor número posible de pacientes oncológicos", ha enfatizado el director asociado de Relaciones Institucionales de MSD en España y uno de los coordinadores del curso, Augusto Silva.
Asimismo, Paz-Ares ha subrayado la importancia de integrar en el futuro toda la información clínica, molecular e inmunológica de cada paciente y su tumor, y, con ello, ser capaces de discernir que aproximación terapéutica o combinación, incluyendo otras modalidades de tratamiento como quimioterapia o radioterapia, es la más oportuna para cada caso individual.
"La estrategia de futuro pasa por la identificación de biomarcadores que permitan predecir la respuestas individuales y seleccionar el tratamiento adecuado a cada paciente", ha zanjado Martínez-Alonso.