Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Expertos resaltan el papel de las unidades de pie diabético como mejora del pronóstico de estos pacientes

Especialistas reunidos en la 'VI Reunión Nacional de Pie Diabético de la SEACV', que se está celebrando en Málaga, han resaltado el papel de las unidades de pie diabético como mejora del pronóstico en este tipo de pacientes, gracias a su abordaje multidisciplinar.
Además, han puesto de manifiesto que alrededor de 300.000 personas padecen en España diabetes tipo I, una enfermedad que incrementa la posibilidad de sufrir pie diabético a lo largo de la vida de estas personas.
"La totalidad de los pacientes diagnosticados de diabetes tipo I, con una evolución de la enfermedad superior a los 12 años, presentan algún déficit neurológico sensorial en sus pies, que es lo que va a hacer que el pie esté en riesgo de desarrollar úlceras plantares o el mal perforante plantar y en último término pie diabético", ha advertido al respecto el y jefe del Servicio de Angiología y Cirugía Vascular del Hospital de Mataró, Josep Marinel lo Roura.
Para este especialista, "a pesar de la importancia y de la necesidad de unidades de pie diabético, en nuestro país no hay más de seis unidades de este tipo conocidas, acreditadas y con un funcionamiento continuo y eficaz".
Se trata de unidades funcionales que agrupan equipos multidisciplinares de profesionales con el fin de tratar el Pie Diabético desde todos los ámbitos posibles, como angiología y cirugía vascular, endocrinología, traumatología, podología o asistencia social, y así mejorar su pronóstico.
"Una unidad de este tipo no sólo es eficiente, sino también eficacaz; no necesitan de estructuras físicas ni de presupuestos alternativos, y está comprobado que el paciente presenta en menor medida estadios avanzados de la enfermedad", ha agregado este especialista, quien ha dicho que actualmente "de cada diez pacientes que se presentan en las consultas con mal perforante plantar, cuatro sufren una amputación total o parcial de la extremidad".
Además, ha defendido que la implantación de unidades de Pié Diabético en los hospitales no está sujeta a la aprobación de partidas económicas extra para los centros. Así, su impulso "depende totalmente de la voluntad y de la sensibilización" hacia esta patología de los profesionales que la tratan desde uno u otro punto de vista.
"Ponerlas en marcha es un problema de mentalización, de conseguir concienciar a los especialistas y conseguir que alguien lidere al equipo, y esto sí es posible", ha zanjado.